¿Estás enamorada de tu boda … o de él?

Suena terrible, pero no todo el mundo debería casarse. No importa el tipo de relación que hayas tenido, hay señales de que simplemente no te debes de casar. A veces es tanta la ilusión que te produce casarte, que dejas de estar enamorada de tu pareja y empiezas a enamorarte de un concepto.

Es momento de evaluar si lo que realmente quieres es casarte o casarte con él. Piénsalo así: cuando tienes un objeto muy cerca de tu cara, se ve todo borroso. Para enfocar, necesitarás algo de distancia. Si cumples con alguno de estos puntos tienes que pensar seriamente si vas a casarte. Sólo tú puedes contestar si te casas por estar enamorada o por la ilusión de estar casada.

No importa cuántos años lleven juntos…

giphy_upcouple

He escuchado personas que dicen: “¡Y llevamos seis años juntos y no me pide que nos casemos!”. Así como conozco parejas que tardaron 12 años en casarse. La realidad  es que el tiempo que lleves con alguien no determina si están hechos el uno para el otro. Muchas veces, una relación representa una zona de confort para no estar solos. También hay relaciones en las que uno piensa que su pareja “no tiene nada malo”. El problema es que  no es señal de que sea suficientemente bueno para mantenerte enamorada el resto de tu vida.

No importa que la boda esté planeada… ¡y pagada!

giphy_bridewhining

 

Parece inconcebible cancelar una boda que esté completamente planeada. Todos tus conocidos, familiares y hasta compañeros de trabajo tienen en mente que a partir de ese día vas a casarte. Sin embargo, estás arriesgando perder años de tu vida y quitarle años de su vida a alguien más por presión grupal. Es como si todos tus conocidos te presionaran a que te diera cáncer, tú accedieras y pasaras años luchando contra él. Suena ridículo, pero así de simple es ponerte firme para no desperdiciar tu tiempo y el de tu pareja.

Presta atención a tus dudas

giphy_500daysbench

Si te entran dudas, pospón tu compromiso o cancélalo de plano. No tiene nada de malo. Quizás te dé pena y pierdas un poco de dinero, pero no es como que te arrepientas de la comida que ordenaste en un restaurante. Se trata del resto de tu vida. Y no pongas la ridícula excusa de: “Si me canso me divorcio”. De verdad no sabes lo estresante que es ese proceso. Es tan delicado, que hasta parece que las leyes están para complicarte más la vida. Vale más la pena posponer hasta estar segura al 100% de que es el amor de tu vida o cancelar y buscar a alguien de quien realmente estés enamorada.

Escucha a quien mejor te conoce

giphy_incrediblesno

Entiéndase que no es normal que tus familiares y mejores amigos hablen contigo en privado para decirte que no te cases con él. En especial si lo hacen con anticipación. Cuando tu papá te recuerda que no pasa nada si no te casas, es su instinto hablando. No se trata de detalles pequeños o batallas minúsculas que fácilmente puedan ser olvidadas. No. Se trata de ese tema tan serio que tu papá y tu mejor amiga estén dispuestos a romperte el corazón con tal de que enfrentes la realidad. Con esta clase de temas, nosotros solemos estar en negación. Por eso vale la pena visitar a un especialista y consultar si estás tomando una decisión sabia. Si tienes dudas, no pierdes nada al pedir ayuda.

Cuando el dinero es un problema…

giphy_moneyproblems

Quieras que no, el dinero es un tema recurrente en la vida de todos, solteros o casados. La diferencia es que cada quien lo ve con un enfoque diferente. Tu pareja y tú necesitan tener mentalidades similares cuando se trata de administrar el dinero, si no podría ser el motivo de su divorcio. Administrar sus compras y sus gastos es una de las principales maneras en que empezarán a compaginar su vida. Así que estar peleando constantemente por esto no pinta un panorama positivo para su relación.

¡No te cases si hay violencia en tu relación!

giphy_domesticviolence

Parece obvio, pero la violencia viene en muchas formas. Una vez más, cuando estamos cerca del problema lo vemos borroso. Así que esto va con la intención de hacerte reaccionar. No importa la forma: no es aceptable, no va a cambiar si no pides ayuda, tampoco es un caso aislado y menos es la última vez que lo va a hacer. Táchame de loca si gustas, pero mientras acude a un experto o a terapia para que reúnas la evidencia y me calles la boca. No tienes nada que perder.

Cancelar una boda puede ser vergonzoso y hasta deprimente, pero una vida feliz lo vale.
Así que no temas, mereces una vida enamorada de el hombre que te hace dichosa.



Este video te puede gustar