Esta característica te hará una mejor amiga, ¿la tienes?

Muchas presumen de ser buenas amigas, pero pocas lo son realmente. Para lograrlo no se trata solo de ser el paño de lágrimas perfecto. Es algo más que eso. Ser una mejor amiga implica tener empatía y ser una buena compañía en los buenos y malos momentos.

Sentir pena o dolor por el otro

Las personas reaccionan de diferentes maneras antes ciertas situaciones que se les presentan. Por ejemplo, cuando ocurre una desgracia, hay quienes sienten pena y dolor por las personas afectadas. O quizá te haya pasado que cuando vas por la calle te encuentras a algún niño sin hogar y se te hace un nudo en la garganta. Por el contrario, hay personas que no se ven afectadas por experiencias como las anteriores. Esto tiene una explicación muy sencilla, se llama empatía.

Ser empática

Para algunas personas la empatía es una bendición, mientras que para otras es una desgracia. Es comprensible que sientas pena por otros o te preocupes por lo que ocurre a tu alrededor. Sin embargo, estar así todo el tiempo no es tan padre. De acuerdo a la definición del diccionario, empatía significa: identificación psicológica o experiencia vicaria de los sentimientos, pensamientos o actitudes de otro. Es importante resaltar que empatía y simpatía no son lo mismo. Empatía es cuando captas lo que alguna persona vive, poniéndote en su lugar. Simpatía es sentir agrado por alguien, pero sin ponerte en su lugar.

Sentir empatía

Una persona empática es una esponja emocional que generalmente es muy sensible, incluso le afecta el estrés del mundo. Sentir empatía significa que te preocupas por otros y buscas ayudarlos lo más posible. Si quieres ser una mejor amiga, esta cualidad no debe faltarte. Lo malo es que eso puede ser agotador, pues absorbes la energía positiva y negativa de quienes te rodean. Muchos se preguntan si se nace con empatía o es algo que se aprende. La realidad es que ser empática tiene 50% de carga genética, mientras que la otra mitad se aprende.

Puedes ser una mejor amiga

Ser una mejor amiga implica muchos compromisos. Si la empatía está de tu lado, eres capaz de entender mejor a quienes te rodean. Además, respetas a las personas sin importar sus creencias. Como mejor amiga, escuchas a los demás, no juzgas y, por el contrario, buscas comprender las situaciones que las afectan.

¿Tú te consideras empática?

Este video te puede gustar