Errores que te hacen perder al hombre que amas

No quieres perder al hombre que amas pero haces cosas que sabes que están mal y que tarde o temprano afectarán tu relación. Tal vez no estás consciente, pero crees que algo no marcha bien. Te sientes inquieta porque crees que arruinarás su relación si no te detienes. Entonces, quizá estas sugerencias pueden servirte.

Si estás perdiendo al hombre que amas, ¡lee esto!

shutterstock_237325588

Es cierto que una relación es de dos, pero a veces uno se esfuerza más que el otro. Entonces si tú eres quien está oponiendo resistencia, es momento de evaluar la situación. Analiza tus decisiones y actitudes, quizá es tiempo de cambiar. Fíjate si has caído en estos errores.

Falta de comunicación

shutterstock_103277507

Si hace tiempo ya no le cuentas nada, seguramente él tampoco a ti, ¡vuelve a hacerlo! Acércate de nuevo a él y platica sobre cualquier cosa. Es importante tener esa comunicación básica para que haya más confianza entre ustedes. Así podrán recurrir el uno al otro en momentos difíciles. ¿Para qué tenemos un novio si ni siquiera platicamos con él? La comunicación es imprescindible en una relación amorosa, así que procúrala.

Estar de malas

shutterstock_105195218

Estar siempre de mal humor no sirve de nada. Aunque creas que él tiene la culpa y que “todo lo hace mal”, debes relajarte. Todos nos equivocamos y no es nada sencillo amar y llevar una relación. Aprendan juntos y mejor dile sin rodeos qué es lo que no te parece y déjate consentir. Si él se da cuenta, pues ya no sigas con tu enojo, lo único que ganas es que se canse. Es muy desgastante estar peleando siempre. ¡Alégrate de estar con la persona que amas y deja a un lado el enojo!

Reclamos

shutterstock_199282655

No podemos caer en la histeria. De por sí estar de malas ya es bastante carga, ahora súmale los reclamos… ¡Ay, no! Ponte en su lugar un poco y verás que no es bonito lo que le haces sentir. No estoy victimizando a los hombres, ellos también lo estropean y se portan como tontos (por decir lo menos) pero no siempre. Si nosotras nos la pasamos de gruñonas, hacemos que nuestra relación se deteriore. Ellos se dan cuenta cuando les haces ver su error sin dramas y lo valoran.

Control

hombre que amas

¿Es tu hijo? ¡No! Entonces no tienes que pedirle que te rinda cuentas de nada. No lo celes ni le revises sus pertenencias. Él es tan libre como tú, así que dale su espacio. Es una falta de respeto total que quieras controlar su vida y sus tiempos. No tienes derecho por ser su novia, ni él. Así que no lo permitas y tampoco caigas en esos recursos. Te hacen daño a ti y a la relación. Confía en él, así él también te respetará y corresponderá a tu confianza.

Competir

shutterstock_161737835

Una pareja es para compartir la vida y ayudarnos entre ambos a crecer y ser felices. Así que competir no viene al caso. Deja las competencias para los deportes. Aquí son un equipo y si se cae uno, se caen ambos porque se aman. Si no se quisieran pues qué importa lo que haga uno o el otro. Entonces, es preciso hablar sobre esa rivalidad y buscar soluciones para dejar de verse como una amenaza. ¡Únanse!

¿Eres así con tu pareja? ¿Cómo cuidas tu relación?

Este video te puede gustar