Él no va a regresar y es tiempo de que lo aceptes

Han pasado días, quizá semanas o algunos meses y es tiempo de que empieces a aceptar que él no va a regresar. Eres una mujer muy valiosa y quizás se lo diste todo, pero sí él no quiso aceptarlo, no hay nada que puedas hacer al respecto. Duele admitir que la persona que quieres ha salido de tu vida sin pensarlo. Le abriste la puerta y salió sin siquiera mirar atrás. También es triste aceptar que esa esperanza que aún tienes sea una total pérdida de tiempo. No te preocupes, día con día la vela se irá apagando y un día, cuando menos lo pienses, el recuerdo de él también se irá.

¿Cómo saber que nunca regresará?

Hace días viendo por la ventana me di cuenta de que la esperanza en mí no ha disminuido. Han pasado semanas desde que dejé atrás mi última relación y entonces me pregunté cuántas mujeres en este mundo pasan los días viendo las redes sociales de quienes han dejado atrás. ¿Cuántas veces habrán imaginado que esa persona se arrepiente de su decisión y cuántas veces en realidad esta regresa? La realidad es que quizá el chico sí te extrañe, y también es posible que te haya querido, pero la verdad es que si él quisiera estar, estaría.

Así que es tiempo de cortar el lazo

Me refiero a echarlo de tus redes sociales, guardar (o tirar) las cosas que te dio, dejar de revivir los buenos momentos en tu mente. Es tiempo de seguir adelante y de cortar poco a poco (o de tajo) el lazo. Solo tú puedes decidir qué tan rápido o lento será este proceso. Comienza por cosas sencillas, como dejar de seguirlo en redes sociales. Si te sientes más cómoda con ello, bórralo de estas, elimínalo de tus contactos.

Seguro que piensas: “¿pero, si lo borro y…?

Tranquila, si lo borras y en algún momento él quiere volver a hablarte, tiene mil formas de contactarte. Tiene tu teléfono, puede enviarte un mail y sabe dónde vives. Recuerda que “el interés tiene pies”, así que no te acongojes por “cerrarle la puerta”, pues quien quiso salir de tu vida sin mirar atrás fue él.

Llora y no te lo guardes

Dedícate un tiempo de luto, pues amar y no ser correspondida puede doler demasiado. Date un tiempo para estar sola y disfrutar de tu compañía. Enójate, llora, ve películas de amor y quéjate de los hombres, si bien no cambiarás los hechos, por lo menos sacarás la energía que te está atorando. Y cuando estés lista para soltar…

…Entonces suelta con mucho amor

El amor no ata y también sabe soltar. Quizás él no era para ti y solo tenía que estar en tu vida para que te dieras cuenta de que existe un mejor amor que ese, qué eres más fuerte de lo que pensabas y que la vida da muchas vueltas. No te arrepientas por haberle dado amor, pues al final tú ganaste porque pudiste sentirlo. Cuando estés lista, reconoce que todos los seres humanos nos equivocamos y que siempre que soltamos a alguien la vida nos premia. Este es el indicio de que estás creciendo. No le tengas rencor y solo agradécele por haberte hecho saber que mereces más de lo que el te dio.

Y si algún día regresa…

Que sea tu nueva tú la que decida si es preciso o no recibirlo. Crece mientras él no está presente y pregúntate si la chica de hoy necesita recibir lo que él está dando. Hazle caso a tu intuición, pero también a la historia. Espero que no regreses a ser la chica que lo dio todo sin pensarlo. Crece y acepta que el amor cuesta y que si alguien quiere quedarse en tu vida, tiene que ganárselo.

Este video te puede gustar