¡Deja de malinterpretar las señales del sexo opuesto!

Comenzar una relación con el sexo opuesto es sumamente complicado. Por mucho que te alentemos a decir en voz alta tus preocupaciones y necesidades, la realidad es que buena parte de las relaciones no es tan explícita. Especialmente al principio de una relación muchas señales se mandan y reciben de forma no verbal. Estas siete señales suelen confundirnos, así que lo mejor será entenderlas bien o de plano ignorarlas.

1. “Me habló por teléfono, ¡va en serio!”

Si bien las llamadas están en peligro de extinción, no significa que sea un caballero al marcarte. Muchas veces tiene más que ver con el hecho de que le desespera estar haciendo otra cosa y tener que “mensajearte”. Eso y su edad. No necesitas ser muy viejo para que te tocara marcar a casa de alguien y arriesgarte a que sus papás te contestaran. Eso en sí mismo hace que te parezca mucho más práctico marcarle a alguien que mandar textos o notas de voz.

2. “No me contesta los mensajes así que ni le importo”

No todos los hombres se la viven pegados al celular. Muchas veces está ocupado o se distrajo en otra cosa y esto no tiene ningún significado para tu relación. Tranquila. Y créeme, es mejor seguir así que dejar que los mensajes se vuelvan un juego de poder o una herramienta para hacerte enojar. El sexo opuesto suele ser mucho más simple de lo que imaginamos.

3. “Es muy seco, me va a terminar”

Las mujeres somos mucho mejores dominando la palabra. Nos enseñan la buena costumbre de sacar plática y los hombres no siempre dominan este arte. Muchas veces ellos están tranquilos a tu lado y el reflejo de esa paz es su silencio. Literal no le hace falta nada más. Si te la pasas cuestionándolo lo vas a hacer que se moleste. El silencio no tiene por qué ser una profecía del final de tu relación, si  acaso es señal de que va madurando.

4. “Me paga/regala cosas, realmente me valora”

No, simplemente es amable. La sociedad sigue teniendo la idea de que el hombre debe pagar. Pero independientemente de ello todos consideramos un buen gesto aceptar un regalo de alguien más. Es un boleto de cine no una carta compromiso. No tiene que haber un mensaje profundo detrás puede ser simplemente que así lo educó su mamá.

5. “Canceló nuestros planes, no me da mi lugar”

Hay de cancelaciones a cancelaciones. Si lo hace con anticipación no significa que sea un patán. Sus razones tendrá. Lo mejor es que no lo pienses mucho si es una conducta ocasional. Lo mejor que puedes hacer es preguntarle si le puedes ayudar en algo y dejarlo en paz. Si ocurre en más ocasiones y te deja de hablar o mensajear tal vez quieras preguntarle si aún quiere salir contigo, pero hazlo cuando estés tranquila y no te vaya a hacer sentir mal.

6. “Se me queda viendo y sonríe, se está enamorando”

Ok, esta señal es muy engañosa. Es muy cierto que el sexo opuesto tiene una mirada enamorada que no puede controlar junto a la chica que le gusta o ama. Sin embargo, hay muchas más veces en que simplemente se pierden en sus pensamientos y sonríen para disimular que te ignoraron. Hay que saber distinguirlas y una vez más la mejor garantía es checar que pase varias veces y no nada más cuando te sueltas hablando de trivialidades.

7. “Me deja sola muy seguido, ¡desconsiderado!”

Consejo de vida: aprende a socializar sin él. Si tienes la madurez para tener una relación tienes la madurez para sacar plática o por lo menos seguirla. Especialmente si es su círculo cercano de amigos. Poder llevarte bien con ellos es prácticamente una prueba superada a sus ojos. Por favor no seas tan infantil que le armes un drama o te enchufes a tu celular. Son cinco o diez minutos, no te pasará nada.

Este video te puede gustar