Cosas que suceden en el noveno mes de embarazo

Los nervios empiezan a aflorar. La fecha que al principio se veía muy lejana, está acercándose y no debes recibir sorpresas inesperadas. De mujer a mujer, estos son algunos cambios que notarás durante el noveno mes de embarazo. Tu cuerpo ya se está preparando para el trabajo de parto, por lo que los cambios a partir de este mes serán bastante drásticos.

Incomodidad , cansancio y una notable ganancia de peso son solo algunos de los cambios que irán en aumento durante el último mes de embarazo.

Tu bebé en el noveno mes de embarazo

 

El bebé está creciendo con toda su fuerza y casi está preparado para nacer. En este punto debe medir  unos 48 cm a 50 cm y pesar aproximadamente 3 kilogramos. Por otra parte, sus pulmones ya han madurado lo suficiente para respirar en el mundo exterior. El espacio en tu matriz ya es reducido para él, por lo que se moverá menos, pero aun así podrás sentirlo todos los días. Muchos bebés empiezan a posicionarse para el parto. Es decir con la cabeza hacia abajo y mirando hacia la espalda de la madre. No obstante, en algunos casos esto pasa poco antes del nacimiento o debe de ser posicionado por el médico.

Esto es lo que pasará con tu cuerpo

Prepárate pues este probablemente sea el mes más incómodo de todo tu embarazo. Percibirás algunas molestias:

  • El picor en la barriga se da por la tirantez de la piel. Siempre recuerda hidratar tu piel para evitar las posibles estrías que surgen con el embarazo.
  • Vas a sentirte mucho más cansada de lo normal. En esta última fase de tu embarazo la hinchazón de los tobillos y pies aumentará dramáticamente. Lo ideal es que te mantengas calmada y descansando.
  • Notarás cuando tu bebé se posiciones para el parto, pues sentirás alivio en la zona de las costillas y podrás respirar mejor. Sin embargo, el peso recaerá sobre tu pelvis. Esto puede provocarte molestias en las ingles, así como una mayor necesidad de ir al baño ya que tu vejiga estará presionada.
  • A nivel psicológico, es perfectamente normal estar ansiosa y preocupada. En las últimas semanas muchas mujeres pueden tener un poco de pánico por la llegada de su bebé. Tranquila, es normal y solo debes relajarte.

Finalmente, recuerda que puedes apoyarte en tu médico ante cualquier molestia. Hazle caso a tu instinto y procura mantenerte relajada y muy tranquila. Tu parto se acerca y necesitas guardar energía. ¡Qué emoción ya casi podrás ver el rostro de tu bebé!

Este video te puede gustar