Cosas que solo le pasan a las chicas hiperactivas

Desde niña fui una chica super hiperactiva y eso claramente no le gustaba a las profesoras. Excepto a una que fue gran cómplice mía durante el kinder garten, la profesora de deportes. De ahí en fuera fuí un pain in the ass, así que sí eres de mi equipo, estas son solo algunas de las cosas que sufrimos durante la infancia y ahora en la vida diaria.

No poder quedarte quieta en la clase

La idea de estar sentada tantas horas siendo una niña con tanta energía era simplemente abrumadora. además me perturbaba bastante que me regañarán cada vez que iba al baño. Simplemente no entendía porque teníamos salidas limitadas al baño, al menos en mi escuela.

Todos los maestros de mi vida han pensado que no presto atención

Es algo que simplemente no puedo evitar. Dibujar en las orillas de mis cuadernos siempre ha sido una realidad para mi, y aunque no lo parezca presto mucha más atención cuando estoy haciendo otra cosa.

Cosas que solo le pasan a las chicas con mucho trasero

Gran parte de mi ansiedad viene de la forma en la que me trataron los maestros y hasta mis padres.

Cuando eres una chica hiperactiva todos quieren que te quedes quieta. Lamentablemente como una niña, no hacerle caso a tu cuerpo es algo desgastante. Nadie supo como sacarle provecho a mi hiperactividad y en cambio todas estas reglas de : “no hables, quedate quieta, no te levantes” Se convirtieron en mi ansiedad. Hasta el día de hoy hay una parte de mi que intenta suprimir mis impulsos por moverme y creo que eso detona mi ansiedad al límite.

Cosas que le pasan solo a las chicas tímidas

Hacer ejercicio una vez al día a veces no basta

Al menos para mi no lo hace, la actividad física para mi es indispensable. Sin ella mis nervios crecen y no encuentro una forma sana de sacar mi hiperactividad. Soy la chica que puede diseñar hasta las 5 am si se emociona con el proyecto, pero también soy la chica que se muere si no hace ejercicio en más de 3 días.

Mi cerebro nunca para

Tengo diferentes soluciones para muchos problemas a la vez y a veces eso es muy fastidioso. No hay forma de decirle a tu cerebro que pare. A veces esto es molesto para las personas a tu alrededor. Porque tu creatividad siempre está en marcha.

Las chicas hiperactivas no nos concentramos cuando estamos sentimentales

Si algo te paso, puede que esa cosa mantenga toda tu mente y tu cuerpo ocupado. Por eso es muy difícil que seas productiva. No obstante si eres como yo, con algo de terapia, paciencia y mucha conciencia le puedes dar la vuelta a esta parte de tu vida.

A veces tenemos lapsus de arrebatos

No se si lo sabes pero esto es típico de las chicas hiperactivas. Es usual que las personas hiperactivas tiendan a tener arrebatos. Actúan impulsivamente y a veces lastimamos a los demás porque decimos lo primero que se nos viene a la mente.

No tenemos pensamientos tradicionales

De hecho las personas hiperactivas solemos tenes una gran intuición. eso nos convierte en personas especialmente creativas que no hacen nada de acuerdo con el cuadrado.

Somos físicamente super sensibles

Gran parte de mantenerte tan alerta de todo es que cualquier cosa que no le guste o le guste a tu piel va a ser detectada.

Nos gusta apilar cosas, es nuestra forma de organización preferida.

Lo es, las personas hiperactivas tenemos momentos de orden. Pero usualmente tenemos las cosas apiladas.Es hasta entonces cuando la persona con TDA se siente sobrecogida, frustrada, y decide limpiar.

Este video te puede gustar