Consejos que me hubiera gustado recibir en mi primera relación amorosa

La primera relación amorosa siempre será recordada para bien o para mal. Con ella aprendemos muchas cosas de la vida y de las relaciones. Desde lo que podemos hacer y lo que no, hasta lo que debemos permitir y lo que no. Ahora que he pasado por algunas relaciones, me queda claro que hubiera preferido saber algunas cosas antes de relacionarme con alguien, para que así las cosas salieran un poco mejor. Sin embargo, no me puedo quejar, pues también sé que gracias a todo eso he madurado en todos los sentidos.

Todo lo que me hubiera gustado saber en mi primera relación amorosa

Que el físico no es lo más importante, sino las intenciones que tenga la persona.

De nada sirven las promesas si no se van a cumplir.

Siempre escucha a tu mamá. Si te dice que alguien no te conviene, al menos toma en cuenta su comentario.

Estar en una relación no significa sentirte en una prisión.

Si sientes celos o molestia por algo, háblalo y no esperes a que el otro adivine lo que te está pasando.

No aceptes una relación sólo porque eres la única de tu grupito de amigas que no tiene novio. Tampoco lo hagas porque te sientas sola. Cuando elijas estar con alguien, que sea porque así lo deseas tú.

La confianza es algo que construyes poco a poco y puedes destruir en menos de un minuto.

No compares la relación que tú tienes, con la de tu bff o de cualquier otra persona.

Si sólo quieres tener novio porque es el chico más codiciado de la escuela, piénsalo dos veces antes de aceptar sólo por convertirte en la más popular.

Deja que tu familia le conozca, pero no quieras que hagan todo juntos. Hay tiempo y espacio para la familia y para la pareja.

Lo más importante: tu vida no debe girar alrededor de esa persona.

Este video te puede gustar