Cómo salvar tu relación haciendo cosas que antes solían hacer

No hay nada más triste que ver a una pareja siendo consumida por la rutina. Tal vez no lo sepas, pero puedes salvar tu relación haciendo cosas que antes ambos solían disfrutar. Es un hecho que muchas relaciones fracasan porque sus planes como pareja se estancan. No dejes que te suceda. La rutina es el cáncer del matrimonio y de los noviazgos largos. Sin embargo, esta no es la única causante de que las relaciones se hagan polvo, también tienen la culpa la falta de interés, de cortesía y de cariño. Muchas parejas no se atreven a hacer cosas distintas, o peor aún, ya no se acuerdan de cómo se trataban cuando se conocieron, ni tampoco se arriesgan a retomar viejas costumbres. No todo es cuestión de dinero. Materializar el amor es algo demasiado vulgar. Amar se trata de compartir, de disfrutar, de procurarse y también de decirse cosas lindas.

Puedes salvar tu relación siendo como antes

No necesitas invertir mucho o hacer gastos significativos para recuperar a tu pareja. Se trata de los detalles que tienes con él y de lo poco que expresas lo mucho que lo amas. Te sorprendería saber que tu pareja extraña de ti cosas inmateriales. Las personas se separan no porque dejen de amar, sino porque se sienten poco amadas. Por ello no dejes de tener detalles con tu novio o esposo, ni de demostrarle tu amor. Basta con que le dediques canciones lindas, lo mires como antes solías hacerlo y te preocupes por hacerlo feliz.

Tu pareja extraña tus detalles más que las salidas juntos

Muchas personas creen que la rutina es la única responsable del fracaso de una relación, pero no es así. Todos extrañamos ciertas cosas que nuestra pareja hacia en compañía de nosotros, más que las salidas improvisadas. Los besos, las caricias y las palabras bonitas son detalles que solemos echar de menos. Con la convivencia diaria estos gestos, tan simples, van desapareciendo. Ya ni hablar de las largas charlas en las que el mundo parecía reducirse a ustedes dos.

Tu relación necesita más risas

Estamos tan ensimismados preocupándonos por hacer “cosas diferentes” todo el tiempo que nos olvidamos de lo realmente importante. Tu pareja no necesita ir a un nuevo destino para después subir a las redes sociales las fotos de sus paseos. Necesita ver de nuevo una sonrisa sincera. Anhela verte reír de la forma en la que en el pasado lo hacías, añora esas horas de risas que tu sentido del humor le sacaban. Deja de pensar en las cosas materiales. Más que chocolates y flores, tu relación necesita que vuelvas a enamorarte.

Ser amable es tu mejor virtud

Tu amabilidad y la forma en la que le hablas a tu pareja es más significativo que cualquier escapada nocturna o cena en un costoso restaurante. No quiere decir que no debas de esforzarte. A todos nos gusta que nuestra pareja tenga un espíritu aventurero para hacer cosas distintas, pero la gentileza es una virtud más grande.

Acuérdate qué cosas enloquecían a tu pareja en la cama

Si tan solo volvieras a tocar a tu pareja como antes solías hacerlo, no estarías preguntándote cómo salvar tu relación. El sexo es muy importante, por eso no debes desatender ese aspecto dentro de tu matrimonio o noviazgo. Si has dejado de amar a tu pareja, posiblemente hayas perdido el interés, pero si no es así, ¿por qué ya no lo tocas como antes? Recuerda cómo lo volvías loco, acuérdate de eso que hacía que su piel se erizara. Esas son las cosas importantes en la vida.

No dejes de vivir, amar y sentir, lo demás es efímero.

Este video te puede gustar