Cómo saber que estás con la persona correcta

Cuando nos enamoramos de alguien que nos hace desbordar emociones, siempre tenemos la idea de que es la persona correcta. Además de tener la idea, tenemos la esperanza de que sea la persona con la que compartiremos muchas vivencias. El problema es que nadie nos dice que todo tiene un final y un principio y que el amor no es esa idea que nos han vendido del famoso “felices por siempre”. Siempre creemos que debemos permanecer con la misma persona a pesar de los años y de los daños, porque así tiene que ser. Sino estaremos yendo en contra de todo lo que creemos correcto.

El enamoramiento te tapa los ojos

A todos nos ha pasado que, cuando nos enamoramos, vemos al otro como un ser perfecto. Queremos hacer todo con esa persona, todo lo que nos dice nos parece perfecto y sólo vemos las cosas buenas que tiene. Es algo natural y espontáneo. Simplemente sucede de la forma que menos lo esperas y muchas veces, con quien menos lo esperas. Sin embargo, las cosas van cambiando conforme pasa el tiempo. Al paso de los meses y años, esa euforia que se vivía al principio deja de sentirse de la misma forma o con la misma intensidad. Para tu desgracia, es algo natural y sucederá en cada relación que tengas.

Todo se va volviendo molesto

Al principio de la relación, no te cansabas de escuchar todo lo que tu pareja te quería contar. Incluso los malos chistes, para ti eran deleite. Lo mismo pasa con las llamadas, al principio las esperabas con ansias y poco a poco deja de ser así. Llega un día en el que ya no tienes ganas de hablar por horas, sino sólo lo elemental. Los síntomas pueden variar de una relación a otra; pues en algunas relaciones puede notarse aburrimiento, pero en otras enojo.

¿Estoy con la persona adecuada?

Al llegar a este punto, en el que todo parece monótono, nefasto o aburrido, muchas veces nos hacemos la pregunta sobre si realmente estamos con la persona adecuada. Mientras recuerdas todo lo vivido y todas las sensaciones que tenías, podrías querer experimentarlo de nuevo pero… ¿con la misma persona o con alguien más? ¡Detente! Piensa bien qué es lo que quieres para que de esa forma puedas tomar una decisión.

Nadie dijo que las relaciones amorosas son perfectas, lo importante es saber lidiar con los demonios que cada uno de nosotros posee. Si primero aprendemos eso, podremos lidiar con alguien más. El problema es que la mayor parte del tiempo, nos relacionamos enfermo con enfermo. Pocas veces sucede que es alguien sano con alguien enfermo; aunque lo mejor sería una relación entre dos personas sanas.

El amor verdadero consiste en amar a la persona que elegiste, aceptarla tal cual es y buscar el crecimiento de ambos. Nunca culpes al otro de tu infelicidad, pues tú elegiste estar ahí. Si ya no te sientes a gusto, lo mejor será que te retires, antes de hacer algo que dañe por completo al otro.

Este video te puede gustar