Cambiar pañales, un asunto sucio que ningún hombre quiere hacer

Cuando estás embarazada, sabes que habrá muchos cambios de pañales y escuchas historias sobre bebés haciendo del baño sobre ti. Pero una vez que te conviertes en madre, rápidamente te das cuenta de que es un ciclo sin fin y que todo el día se consume cambiando pañales. Hablemos de cambiar pañales y por qué la mayoría de los hombres se niegan a hacerlo.

No sé si es solo mi bebé o si todos los bebés son iguales

Tan pronto le cambiamos su pañal, en cuestión de segundos se vuelve hacer. Cambio el pañal sucio y siento que espera a propósito hasta que tenga uno limpio. A veces espero un poco más para cambiar su pañal y darle tiempo de terminar, pero lo cambio y lo vuelve a hacer. Y no puedo decirte cuántas veces ha habido una explosión de heces.

El oso del restaurante

Cuando mi bebé tenía cinco meses, mi esposo y yo estábamos desayunando y cuando revisamos su pañal, se había hecho del baño y toda la espalda estaba sucia. Parecía que se había dado un chapuzón en una piscina de popó. Y cuando fui al baño vi que era tan pequeño que apenas podía entrar yo. No había mesa para cambiar al bebé y el lavamanos no funcionaba bien. Mi esposo me dijo que el baño de hombres estaba sucio. Así que lo cambiamos en la mesa donde desayunamos. Sí, fue vergonzoso y en ese momento estábamos estresados y entramos en pánico, pero luego no nos quedo más que reír. Digamos que definitivamente no vamos a volver a ese restaurante.

Cambiar un pañal es fácil, pero no todos los pañales son iguales

He estado usando una marca en particular desde que nació, pero durante un viaje a Guadalajara nos quedamos sin pañales. Regresaríamos a casa en dos días entonces elegimos una marca que tenía pocos pañales en el paquete y que estaba a la venta. Mala decisión, apareció un hongo en las pompas de mi bebé y se rozó. El pediatra dijo que se debía a la humedad y al plástico del pañal. Me dio una crema y me dijo que dejara de usarlos inmediatamente. Lo barato sale caro. Mamás, prueben diferentes marcas y usen lo que funciona para sus bebés. Después de dos semanas se le quito pero nunca más compraré productos de baja calidad.

¿Cuál es el problema con cambiar un pañal y por qué algunos hombres no lo hacen?

Todos los hombres a mi alrededor se niegan a cambiar el pañal de mi bebé; excepto mi marido. Hacen caras e implican que es trabajo de las mujeres hacerlo. No estoy segura si es un problema con los hombres latinos o con todos los hombres en general. Mi esposo cambia el pañal del bebé, de hecho, lo hace más que yo. Si estamos en un lugar público, mi esposo me acompaña al baño y lo cambia. Mi esposo ayuda, pero no lo veo como: ¡wow, soy una mujer con suerte! Al contrario, él es mi esposo, mi compañero de vida y lo más importante, el padre del mi hijo. El trabaja y es el único proveedor de ingresos, pero no por eso lo libero cuando se trata de nuestro hijo. Ambos somos los padres y los dos somos responsables de criar y cuidar a nuestro hijo.

No es gran ciencia cambiar un pañal y es una tarea inevitable. Confía en mí, después extrañaremos cambiar esos pañales sucios. La mayoría de las veces mi bebé es inquieto, pero otras veces, cuando le cambio el pañal, le canto, lo hago reír, le hago cosquillas, lo beso y miro sus hermosos ojos. Cambiar pañales pronto será un recuerdo porque nuestros bebes crecerán.

Sígueme en Ig Y Fb @LupitaMXLife

Este video te puede gustar