Calambres después de un orgasmo, ¿por qué pasa?

Luego de una buena dosis de sexo, vienen los orgasmos. Experimentarlos significa que ha valido cada momento de sudor. Sin embargo, se supone que tendrían que dejarnos una sensación placentera, pero no es así. Después de un orgasmo vienen los molestos calambres, pero ¿eso a qué se debe?

Dolor después de un orgasmo

Al calambre luego del sexo, se le llama disorgasmia. Significa dolor durante o después del contacto sexual, según palabras de Christine Greves, tocóloga en el hospital materno-infantil Winnie Palmer. De acuerdo a la experta, las mujeres sentimos dolor después de un orgasmo y puede persistir por más horas luego del sexo. El dolor puede ser en la vagina, en la parte abdominal inferior o en la zona de los riñones. Todo esto a consecuencia de que los músculos del útero se contraen al momento del orgasmo.

Problemas serios

Sin embargo, hay casos en los que el dolor es originado por problemas mayores. La enfermedad ginecológica subyacente, la enfermedad inflamatoria pélvica o la endometriosis son algunas de las causas que van más allá de un calambre. También los quistes ováricos o los miomas uterinos. Estas alteraciones provocan inflamación y dolor, asociados con la propia enfermedad. El dolor se incrementa luego del sexo, causando verdaderas molestias. En estos casos, como dije, se relaciona más con dolor que con los orgasmos.

Sexo sin dolor

Cuando hay dolor de manera frecuente durante el sexo es importante saber la causa. El dolor puede ser una barrera para que disfrutes por completo. Siempre, ante cualquier molestia, será bueno que acudas con tu médico. Así él podrá hacerte los estudios necesarios para saber qué origina la molestia. Ya sea que se trate sólo de inflamación o que necesites algún antiinflamatorio. No importa si es un dolor leve, más vale la opinión del médico a que pase a un asunto más delicado.

Este video te puede gustar