Bukkake, fetiche que causa gran erotismo en algunas parejas

Seguramente has visto alguna escena porno en la que la cara de la mujer es cubierta por semen. Se le conoce como bukkake, y es una práctica de origen muy antiguo en la que varios hombres lanzan su semen al rostro de una mujer. Para algunas chicas resulta excitante, mientras que para otras es un acto denigrante.

Semen por todos lados

Cuando se lanza el semen puede caer en la frente, los ojos, los pómulos o la boca. Esta práctica puede verse sobre todo en las películas porno. En ellas, las mujeres se muestran en éxtasis total. Eso a la vista de los hombres resulta muy placentero, pero parece que para las mujeres no tanto. Hay quienes consideran que se trata de una práctica machista en la que se denigra a las mujeres de la industria porno.

Origen del bukkake

En el siglo VII a. C. era usado como castigo en Japón, cuando las mujeres engañaban a sus esposos. Ellos las humillaban dejando que otros les echaran semen en el cuerpo. Para la cultura nipona eso era algo parecido a escupirle. Con el paso del tiempo este acto se transformó para convertirse en una práctica sexual. Durante la década de los 70 el cine japonés se encargó de mostrar el bukkake para satisfacer las necesidades eróticas de un público cada vez más exigente. Sabían que no podían mostrar vello púbico o penetración, entonces recurrieron a esta técnica para excitar a su público.

Categoría extrema

En la actualidad no se ve como un castigo y muchos disfrutan practicarlo. Sin embargo, de cada pareja depende si decide participar en una orgía o hacerlo únicamente entre ella. Lo más importante es que todo lo que realices con tu pareja sea de común acuerdo. Jamás debes hacer algo que no te guste con tal de satisfacer a otra persona.

¿Te parece extrema esta práctica?

Este video te puede gustar