Cómo ayudar a mi amiga que está pasando por un divorcio

Si tu amiga está pasando por un divorcio, quizás sientas que debes ayudarla y no sabes cómo hacerlo. Hay situaciones de duelo que no toda la gente puede superar sola. Son momentos en los que debemos acudir a un profesional, pues una terapia es de más ayuda a veces que la de nuestros amigos o familiares. Bueno, si nuestra amiga no está dispuesta a ir con un psicólogo, entonces ayudemos de esta forma.

Ofrece tu ayuda

Quizás ella necesita que alguien la acompañe a hacer algunas compras, por ejemplo. No solo eso, tal vez puedes ir con ella a ver al abogado, ¿no? Ayudar a cuidar a los niños, si son pequeños. Pueden ser varias cosas, así que si ella sabe que tú estás dispuesta a estar con ella, tendrá confianza en pedírtelo.

Observa desde afuera

Hazle observaciones, no de la relación con su ex esposo sino de ella. Dile cómo observas que ella está manejando las cosas, ya sea bien o mal. Si lo está haciendo bien, nunca está de sobra que te lo digan y más si eres su mejor amiga. En el caso de que algo no lo esté haciendo del todo bien, también díselo. Así podrá hacer algo al respecto.

No hables mal del ex

Sin importar las razones, no digas nada sobre el ex. Eso solo hará que lo recuerde más o que se aferre, si es que no quiere el divorcio. Tampoco hables mal de todos los hombres o de los matrimonios. Solo no hables de eso e intenta sacar otros temas de lo que sea.

Escúchala

Quizás ella quiera hablar del asunto y parezca disco rayado. No importa cuántas veces saque el tema, escúchala. En la medida de lo posible intenta cambiar el tema sutilmente pero si ves que no hay escapatoria, escúchala. Ella necesita que lo hagas.

Sé sincera

Si ves que ella está equivocándose al tomar las decisiones durante el proceso de divorcio, dile. Eres su amiga y ella tiene que saber que se lo dices por su bien. Una cosa es el divorcio y otra sus hijos o su propia vida. Así que algunas decisiones tomadas a partir de la separación pueden no ser las mejores.

Lo más importante es que sepas que si ella está pasando por una depresión, no eres su salvadora. Puedes ayudarla y ser su apoyo pero necesitará de ayuda profesional para salir de esa enfermedad. Si solo es tristeza momentánea o la ves bien, entonces le hará mucho bien tu compañía.

Este video te puede gustar