Así es como elegimos pareja según la ciencia :0

Si estás convencida de que los opuestos se atraen, temo decirte que estás en un error según algunas investigaciones. “Hay un elemento de previsibilidad cuando sales con alguien que es como tú”, asegura Ty Tashiro, el autor de The Science of Happily Ever After (La ciencia de vivir felices para siempre).

Geografía y comodidad

Algunos investigadores llevan décadas buscando el patrón que siguen las parejas casadas para elegirse entre sí. Se han encontrado similitudes muy marcadas en diferentes estudios. Las principales son geografía y comodidad.

  • Geografía. La persona con la que vas a estar debe estar cerca de ti, de lo contrario acarrean un montón de problemas. Además, la cercanía de esta persona puede ser no solo geográfica.
  • Estatus socioeconómico y otras similitudes. Se necesitan valores, gustos y otros aspectos en común para formar una pareja. Según algunos expertos, esto nos da seguridad estando en pareja. Escoger a alguien similar a ti es super común y se le llama emparejamiento selectivo positivo y se hace de forma inconsciente.

Nivel de atracción similar

En ocasiones solemos ver parejas disparejas, la chica guapa con el chico promedio o no tan atractivo. Sin embargo, estas suelen ser excepciones que se remontan más a cuestiones de estatus socioeconómicos. En la mayoría de los casos se ha comprobado que una persona atractiva escoge a alguien semejante. Es una regla que seguimos. Identificamos nuestro grado de atracción y nos relacionamos con alguien similar por cuestiones empáticas. Es más probable que alguien similar a nosotros nos corresponda. Según John Speakman, profesor del Instituto de Ciencias Biológicas y Ambientales de la Universidad de Aberdeen, en Escocia, hay un código de fidelidad oculto en esta decisión de buscar una pareja similar a nosotros.

Emparejamiento selectivo hasta en las cosas pequeñas

Elegimos a personas que tengan hábitos similares a los nuestros. Es decir, que hagan la misma cantidad de ejercicio, que tengan hábitos alimenticios similares, incluso que posean una complexión parecida a la nuestra. Es también común seleccionar parejas con rasgos físicos similares a los nuestros. Digamos que es más sencillo que una mujer rubia escoja a un hombre rubio. Al menos eso es lo que dicen algunos estudios, aunque estos no son concluyentes.

Personalidades similares

¿Te has preguntado por qué escoges parejas que se parecen un poco a ti en personalidad? Aún no se sabe muy bien cómo funciona, pero preferir parejas que tienen personalidades similares es muy común. Una persona extrovertida suele escoger una pareja igual. Asimismo, una persona tendiente a la depresión, suele escoger a alguien con una propensión similar. En teoría, esto ocurre porque se comparte un lazo más estrecho con la persona que ha vivido experiencias semejantes a las tuyas.

Finalmente, se dice que las parejas que tienen más similitudes suelen tener muy buenas relaciones. Sin embargo, estas investigaciones no son concluyentes, así que si buscas el amor te recomiendo que escuches a tu corazón.

Este video te puede gustar