Así es cómo el abandono de los padres en la niñez afecta la vida amorosa

Cuando llegamos a la adultez solemos tener conflictos que se generaron en la infancia. Estas situaciones que vivimos de niñas pueden reflejarse en la vida adulta como miedos e inseguridades. Y aunque no lo creas, estos problemas pueden afectar las relaciones amorosas. En ocasiones, ese es el motivo por el que siempre seguimos el mismo patrón al buscar pareja o por lo que tus relaciones nunca son exitosas. Uno de los problemas que más afectan la vida adulta es el abandono de los padres en la niñez. Platiqué con la psicoanalista y pedagoga Diana Miranda Malpica, nos habló más sobre este tema.

Características de un niño que sufre abandono

La especialista Diana Miranda, me comentó que los niños que sufren abandono de sus padres tienen ciertas características. Por ejemplo, sufren depresión y tienen un alto grado de resilencia. Algunos de estos niños pueden transformar la depresión en algo positivo. También son niños inquietos y que juegan mucho. Por lo general, este comportamiento es para hacer su tristeza en algo más soportable. Los padres son muy importantes para cualquier niño, ya que son la primera figura de amor y ahí se construye la forma en cómo vamos a relacionarnos con los demás y también cómo será la vida amorosa en la etapa adulta.

De adultos le temen al compromiso

Cuando los niños que sufren abandono de sus padres llegan a la vida adulta, son personas que le tienen miedo a relacionarse y al compromiso. La psicoanalista Miranda Malpica me comentó que hay varias maneras en que estas personas evaden el compromiso. Una de ellas es que al tenerle miedo al abandono prefieren no enamorarse de nadie. Otros, son personas que solo tienen affairs y nunca dan el siguiente paso en una relación. Hay otros que cuando mantienen una relación y esta se vuelve formal, hacen cualquier cosa para abandonarla o que los abandonen. Por otro lado, también hay individuos que al no tener una identificación con los padres se vuelven narcisistas y solo se aman a ellos mismos. Ser tan narcisistas provoca que descuiden a su pareja y, por ende, los abandonen. Son personas que suelen repetir el mismo patrón que sufrieron de niños.

El abandono no siempre es negativo

Todas solemos ver el abandono como algo negativo, pero la psicoanalista Diana Miranda me dijo que el abandono a veces es un aspecto positivo de la vida. En ocasiones, los padres abandonan a los hijos para evitar involucrarlos en un círculo lleno de agresividad. Por lo general, estos niños pasan a ser responsabilidad de sus abuelos, tíos o de algún familiar que los ayuda a mantenerse lejos de situaciones negativas y a que no presencien eventos violentos. De adulto, este niño puede ver el abandono como un aprendizaje. También puede convertirse en un niño independiente y de adulto tratará de seguir siéndolo. Sin duda, que te abandone alguno de tus padres es una circunstancia triste, pero a la que se le puede sacar el lado positivo.

¿Es necesario ir a terapia?

De acuerdo con la pedagoga Miranda Malpica, sí es necesario buscar ayuda profesional. Ya que llega un momento en que la persona siente culpa, ansiedad y se repite el modelo que aprendieron de pequeños. El abandono es una carga muy fuerte y todos los sentimientos que genera pueden transformarse en algo positivo si se recibe terapia. En la terapia suele abordarse el abandono platicando con la persona afectada. Durante las sesiones se vale llorar y perdonar a los padres y a una misma. Es importante saber que no se debe criticar a los papás, ya que ellos hacen lo mejor que pueden para educar a un hijo. El objetivo principal de la terapia es darle un significado distinto al abandono para sacar aspectos positivos, matizar el dolor que causó el abandono paterno y vivir una relación amorosa feliz y sin temor al compromiso.

Si quieres contactar con la especialista te dejo su correo: [email protected]

Este video te puede gustar