Aprende a convivir con tus roommates para tener la fiesta en paz

Vivir sola es una de las aventuras que tienes que vivir sí o sí. Solo de esa forma crecerás emocional e intelectualmente. No obstante, al inicio lo más recomendable es vivir con amigas. De esa forma se cuidarán y se sentirás en confianza, tal vez demasiada… Mejor aprende a convivir de manera sana con tus roommates, de lo contrario, lo lamentarás muchísimo.

Sus cosas son SUYAS

Cuando vives con amigos siempre decoras espacios en común con sus pertenencias. Por ejemplo, en mi casa tenemos una sala de juegos en las que están algunos videojuegos, juguetes y libros. En general no me molesta que los toquen o jueguen con ello, pero si los maltratan, todo cambia. Por mi parte, intento cuidar las cosas de mis roommates. De esa forma todos nos llevamos bien y no hay problemas, bueno hasta ahora no…

Respeta su privacidad

Es cierto que si viven juntos se tienen mucha confianza, pero siempre hay límites. En este sentido ser amigos no te da derecho a tomar sus productos o comida, tampoco de entrar a su j¡habitación o a entrometerte cuando hay visitas. Por experiencia puedo decirte que entre menos te metas en la vida de los demás, mejor será su relación. En este sentido yo procuro no preguntar cosas que no me incumben, ni mis amigos a mí.

No tienen que hacer todo juntos

Una cosa es que vivan juntos y otra que no se despeguen ni un momento. Por ejemplo, hay ocasiones en las que sólo veo a mis roommates en la noche. Incluso hay días en los que sólo sabemos de nuestra existencia por las luces apagadas o encendidas.  Sin embargo, ninguno tiene algún problema con ello pues sabemos que hay momentos para salir juntos y otros para estar solos.  Piensa que si estuvieran juntos todo el tiempo comenzarían a caerse mal u a odiarse y la situación se volvería incontrolable o intolerable.

Aprende a cumplir tus responsabilidades

Cada uno tiene distintas responsabilidades que cumplir en cuanto al orden del hogar y las cuentas del mismo. Por ejemplo, todos pagamos ciertos servicios o productos en la justa medida de nuestras posibilidades. Siempre tenemos que pagar las cuentas en tiempo y forma. En cuanto al orden del hogar, cada uno tiene que limpiar la casa en ciertas ocasiones. De esa forma podemos estar en paz y sin presiones, ya que una vez nos peleamos por la limpieza de la casa. En este sentido todos llevábamos a ciertas personas o hacíamos reuniones y no limpiábamos adecuadamente. Desde esa ocasión cada uno procura tener limpias las áreas comunes.

Ten cuidado con el tema de las visitas

Uno de los puntos en los que tenemos que ser muy claros es el de las visitas. En este sentido en ocasiones hacíamos fiestas entre semana. En consecuencia nos enojábamos por el ruido o por el desastre, por tanto, tuvimos que poner reglas estrictas en cuanto a ella.

Este video te puede gustar