6 razones equivocadas para casarte

Las relaciones en la actualidad se miran desde otra perspectiva, en la cual no está presente la idea de contraer matrimonio. Hay parejas que toman la decisión de vivir juntas y otras que se casan sin que exista un compromiso real. Si tú eres de las chicas que no pretendes casarte, te comparto razones por las que estás en lo correcto al tomar esa determinación.

“Casarte”, algo que ha pasado a segundo plano

shutterstock_370048160

Pareciera que las parejas de ahora tienen miedo de que la situación no salga como ellos esperan y optan por no formalizar su relación para evitar malos ratos. Quizá es porque no tienen la menor idea de lo que implica estar casado. Razones por las que no debes casarte, hay varias.

1. Para que te mantengan

shutterstock_325958573

Casarse implica un vínculo afectivo con otra persona, con la que tienes gustos y metas afines. Si eliges a alguien es porque te acompañará en el camino. No se trata de suponer que alguien te va a resolver la vida.

2. Para no estar sola

shutterstock_424684030

No decidas casarte con alguien por miedo a la soledad. No puedes apostar tu estabilidad emocional a la compañía de otra persona. En ese caso mejor adopta una mascota.

3. Embarazo no planificado

shutterstock_201144065

Los hijos no hacen que un matrimonio funcione, así que no tomes esa decisión por querer salir de la situación “victoriosa”. Ambos padres pueden ser parte de la vida de su hijo sin tener que estar juntos. En caso de que decidieran estar juntos después de todo, les da crecimiento personal y equilibrio emocional.

4. Presión familiar

shutterstock_333149078

El hecho de que tus padres estén deseosos de tener nietos o de verte con un “buen hombre” que te dé lo necesario no implica que debas tomar esa decisión. No lo hagas por satisfacer los gustos de otras personas, pues tú no serás feliz. Recuerda que sólo tú decides qué es lo mejor para ti.

5. Sentirte en deuda con la otra persona

shutterstock_454063543

Si llevas ya mucho tiempo con una pareja, probablemente te sientas comprometida a dar el siguiente paso. No obstante, el hecho de que estén juntos no significa que sea el indicado para ti. Recuerda que una relación sana implica equilibrio y compromiso de ambas partes. La decisión de casarse se toma por  gusto y no por obligación.

6. Crees que puedes lograr que las cosas vayan bien

shutterstock_285784055

Finalmente, si estás en una relación que se está yendo por la borda puedes pensar que el matrimonio impedirá que se hunda. Debes tener en mente que lo único que obtendrás si te casas es una relación agonizante.

Si te encuentras en alguna de las situaciones anteriores lo mejor es que pienses bien antes de tomar una decisión.

Este video te puede gustar