7 cosas que las chicas deberíamos dejar de hacer a la de ¡ya!

Algunas chicas creen que las peores piedras del camino son los ex tóxicos que les han tocado en el camino. Pero, ¿saben qué?, yo creo que son una serie de cosas que las chicas repetimos una y otra y otra vez. Es por eso que nos encontramos malos chicos, vivimos malas experiencias. Afortunadamente los errores se hacen para aprender y una vez que lo haces, deberías de recordarlo. Así la próxima vez que te pase podrás prender tu alarma interna y salir corriendo de ahí….

 

1.- Dejar de ofrecer disculpas cuando estás en lo correcto

Me pasa muy a menudo estar en reuniones donde las chicas se disculpan con sus parejas, jefes o compañeros por estar en lo correcto. Sin darnos cuenta, todas lo hemos hecho. Justo ayer salí al cine y un chico se sentó en mi asiento. Entonces me acerqué y le dije: ” Ey, creo que te equivocaste de asiento, este es el mío”. El chico me miró exasperado y me dijo: “No creo amiga, checa tu boleto”. Y entonces a dos segundos de irme hacia el pasillo a checar mi boleto, el que ya había checado a lo lejos cuando lo vi sentado en mi lugar. Saqué de mi bolsillo el papel y se lo enseñé sin siquiera mirarlo: “Ves, este es mi asiento”. El chico me miró con muy mala cara, se dio cuenta de que yo estaba en lo correcto, se levantó y se fue sin siquiera un “lo siento”. Sí, la verdad es que las chicas pedimos disculpas más a menudo de lo que pensamos.

2.- Pensar que aunque te maltrate te quiere

Espero que no hayas aún pasado por uno de estos patanes. Lamentablemente, yo pasé por un con P mayúscula. Por alguna extraña razón mi mente de mujer inteligente en ese momento no procesaba que el tipo era un completo asno. Así que siendo más clara, si ese hombre que te gusta no te llama, no te pide salir, te ignora, te cela desmedidamente o te maltrata física y psicológicamente, no te quiere. Punto final.

3.- Estar esperando horas al lado de un celular un mensaje

Yo lo he hecho, tú lo has hecho e incontables mujeres en este preciso momento están atentas al brillo de su celular. No lo vale. Simple y sencillamente NO LO VALE. Cuando te veas atrapada en esta situación ocúpate en algo más importante. A veces hasta dejamos de trabajar con tal de estar por horas viendo la pantalla de un celular. Ámate más, busca algo que te apasione y olvídate de estar rogando atención por todas partes.

4.- Pensar que por tener un acta de matrimonio el amor va a durar toda la vida

La verdad es que el amor nunca está garantizado, así tengas un papel o uno de esos hechizos extraños que has visto en internet. En algún momento vas a tener que aceptar que debes vivir en aquí y ahora. Mañana, quién sabe, pero hoy, cuando tengas a ese chico que amas contigo disfrútalo. Me da mucha pena ver cómo muchas de mis amigas se frustran pidiéndole a sus novios una señal de compromiso. Como si el papel fuera a hacer de esa unión algo irrompible. Chicas, lo único que puedes hacer para que tu relación sea irrompible es trabajar en ella todos los días.

5.- Menospreciarte cuando cometes un error

Hoy te sentías mal y no fuiste al gimnasio, comiste ese pastel enorme en la comida o le dijiste un muy mal comentario a tu madre. Sabes, nadie espera que seas perfecta porque eso simplemente no existe.

6.- Pensar que lo de afuera siempre importa

Así es como vemos un montón de chicas subiendo a Ig el makeup perfecto, el viaje de ensueño, la comida más rica y la vida que tú quisieras. Sin embargo, normalmente presumimos de lo que carecemos, todo el tiempo. Las parejas con más fotos juntos son las más disfuncionales; las chicas fit a veces son las más deprimidas, claro, no en todos los casos, pero usualmente así es. No te preocupes de lo que dicen los demás. Enfócate en ti misma y cultiva lo que hay dentro de ti.

7.- No perdonar a quien te lastimó

Los duelos son duros, y cuando no has perdonado a alguien de repente los sentimientos salen a la luz en las situaciones más extrañas. Aprende a perdonar, deja ir lo que te está consumiendo. Tenerle rencor a alguien no te va a ayudar a avanzar.

 

Este video te puede gustar