7 claves para ser más selectiva con quienes dejas entrar a tu vida

Reconocer que no tienes el control sobre de todo lo que te rodea es lo más difícil. Requiere de mucho esfuerzo aceptar que cada ser humano tiene libre albedrío. De repente nos encontramos aferrándonos a cosas, situaciones y relaciones simplemente imposibles. Por si aún no caes en cuenta, puedes ser más selectiva con las personas que dejas entrar en tu vida.

Así como las demás personas tienen el derecho de elegir quien sale de su vida, tú tienes el poder de elegir a quién dejas entrar. De hecho, existen algunas claves que pueden ayudarte a decidir si es buena o mala idea dejar entrar a alguien.

1.- Todo con calma

El primer paso para ser más selectiva con quienes dejas entrar en tu vida es tomar las cosas con calma. Después de un mal de amores somos propensas a caer en las garras de hombres malintencionados. Es muy sencillo caer estando en un momento vulnerable de tu vida. Evita pasar de una relación a otra. Por duro que sea el duelo, decidir saltárselo definitivamente no es sano. Es muy cómodo pasar de unos brazos a otros, lamentablemente no siempre es la mejor de las opciones.

2.- ¿Te aporta algo?

Primer paso para saber si tu nuevo amigo o amiga puede resultar una buena relación en tu vida. Deja pasar a tu vida a aquellas personas que tienen una filosofía de vida diferente a la tuya. A las personas que brillan y son felices. Rodearte de personas que te aporten algo que te beneficia. La vida deja de ser monótona cuando te interesas por conocer diferentes puntos de vista, es maravilloso aprender de los que nos rodean.

3.- ¿Cómo te sientes cuando estás con esta persona?

¿Es una persona positiva o negativa? ¿Qué sientes cuando está contigo? Escucha a tu instinto, cuando conoces a alguien siempre hay una razón. Las personas llegan a nuestras vidas en el momento adecuado para enseñarnos algo y cuando han cumplido su función suelen desaparecer. No te acongojes ni te aferres a nadie. Cómo decía Budha: “Todo sufrimiento viene de un apego”.

4.- Escoge personas que te ayuden a avanzar

Atesora todas las oportunidades de conocer personas que se guíen por las mismas reglas de vida que tú. Alguna vez una mujer muy exitosa me dijo que la clave de su éxito siempre fue relacionarse con las personas adecuadas. Aquellas personas que te reten a ser mejor, que te impulsen y te hagan avanzar. Toma de la mano a las personas que van hacia adelante, de nada te sirve cargar con las que quieren quedarse en lo mismo.

5.- Reconoce qué es lo que quieres

Cuando cerramos un ciclo lo peor no es la pérdida de la persona, sino la propia. Cuando una persona importante para ti sale del cuadro, te deja un espacio libre que es difícil llenar. Así que solo nos queda ser flexibles, reestructurar nuestro futuro y tener muy claro lo que queremos hacer con la puerta que acaba de abrirse. Ser más selectiva no solo con las personas, si no con las experiencias que quieres tener. Deja de intentar darle gusto a los demás, a tus padres o las amigas, al final esta loca vida es tuya. Lo que construyes hoy lo cosecharás el día de mañana. Definir lo que quieres te ayudará a tomar mejores decisiones.

6.- Selecciona quién quieres ser

No dejes que las personas de afuera te definan, selecciona quién quieres ser. Así como cada día te preguntas ¿qué zapatos me voy a poner? Sé firme en las decisiones que tomes para ti misma. Escoger a quién dejas entrar en tu vida es tan complejo como escoger un vestido para salir. Al final, ese vestido crea una imagen de quién eres y las personas a tu alrededor también lo hacen. Sé congruente con lo que escoges.

7.- No dejes entrar con miedo

Lo peor que puedes hacer en esta vida es ser más selectiva por miedo. El miedo, la nostalgia, el dolor, el rencor y todas esas emociones negativas que solemos tener cuando estamos perdidas nublan nuestro buen juicio. Cuando sientas estas emociones es importante ser cautelosa y no entregarse a manos llenas. La vulnerabilidad de estos momentos es parte de una recuperación interna, ten respeto por lo que sientes. No dejes pasar a las personas a tu vida si aún no estás lista.

Finalmente, busca siempre tu felicidad, así nunca podrás equivocarte. No dejes que ninguna relación, creencia o trabajo te ate. Aplica tu libre albedrío con mucha responsabilidad y respeta el de los demás. Pues así como tú puedes escoger no dejar pasar a alguien a tu vida, los demás también tienen ese derecho. La tolerancia y el respeto por los demás en este sentido te harán crecer como ser humano.

Este video te puede gustar