6 secretos de todo matrimonio feliz

Seguramente conoces parejas que tienen discusiones o días en los que las cosas no marchan bien. Sin embargo, solo se trata de eso: una mala racha. Su relación está bien, es estable y sana, pues ambos se quieren, respetan y tienen hábitos saludables. Como ves, no hay nada de extraordinario, aunque realmente pocas personas saben cómo llevar un matrimonio feliz. ¿Quieres saber cómo lograrlo?

1. Tengan su patrimonio

Lo creas o no, es muy importante que tengan una casa para ustedes dos. De ese modo nadie interviene en sus horarios, hábitos y planes en general. En pocas palabras, tienen la privacidad necesaria para vivir en pareja. Cuando están en casa de tus padres o suegros, tú o él tienen reservas en su forma de comportarse y podrían no sentirse cómodos del todo. No digo que no sea una buena forma de empezar la vida juntos, pero esto debería durar solo un par de meses.

2. Recuerden que nada está asegurado

El hecho de que una persona viva contigo, tengan hijos en común y una historia de muchos años, no lo ata a ti de ninguna manera. Lo único que los mantiene unidos es el amor que sienten por el otro. Lo peor que pueden hacer es descuidar su relación. Si olvidan los detalles, consentirse y darse espacio, las cosas terminarán mal.

3. Sean independientes

Otro de los secretos para mantener un matrimonio feliz es que cada uno sea independiente en todos los sentidos. Es cierto que ambos sostienen una casa e inclusive a sus hijos. Sin embargo, necesitan independencia económica, física y emocional. Solo así harán lo que les plazca sin tener que pedirle ayuda al otro, por ejemplo, para adquirir ciertas cosas personales, tomar cursos o viajar.

4. Siempre sean honestos

A veces la salida más fácil en ciertas situaciones es mentir. Sin embargo, con el tiempo esto solo trae problemas que aunque parecen pequeños, crean grandes vacíos en la relación. Por eso la sugerencia es que en todo momento hablen con la verdad, por más dolorosa o absurda que sea.

5. Amor propio antes que nada

Antes que nada deben tener amor propio. De ese modo será más difícil que se lastimen entre ustedes. Asimismo, es importante que eviten hacerle daño al otro. Lo anterior les permitirá mantener una relación sana y estable, pues ambos saben lo que merecen y son capaces de dar.

6. Acepten los cambios que vengan

Ambos son seres humanos que evolucionan y cambian constantemente, lo cual no es malo. Simplemente se trata de un proceso natural y beneficioso para cada uno. Acepta los cambios y trata de mejorar con el paso del tiempo. Sin embargo, si uno de esos cambios te lastima o perjudica, habla con tu pareja para resolverlo.

Comparte estos consejos con tu pareja y trabajen juntos por un matrimonio feliz.

Este video te puede gustar