6 cosas que odias de tu pareja (pero jamás se las dirás)

Todos tenemos cualidades y defectos que amamos y odiamos, pero no se puede evitar odiar los defectos de otra persona. Sobre todo cuando se trata de tu pareja, con quien compartes la mayor parte del tiempo. Sin embargo, para no lastimarlo o por no parecer una novia obsesionada, jamás le hablarás de esas cosas que odias. Algunos las hacen sin intención, por lo que es difícil reclamarles. En fin. ¿Te sientes identificada con algunas de ellas?

Que no baje la tapa del baño

No es por generalizar, pero casi todos los hombres olvidan bajar la tapa del baño. A lo mejor piensan que las mujeres exageramos, pero no es como que la tapa del baño sea el objeto más limpio para tocar. Si vives con tu pareja, de seguro has experimentado esta situación miles de veces. No es que jamás se lo dirás, más bien sí lo has hecho pero este mal hábito es difícil de cambiar. En fin, es obvio que es una de esas cosas que odias de tu pareja. Lo sé, como mujer a veces no me entiendo.

Cuando no admite sus errores

Lo tiene en la punta de la lengua pero no quiere admitirlo; se niega a rendirse en serio. Es lo que más odias de tu pareja y lo que provoca que las discusiones sean eternas. Aunque de vez en cuando, a ti también te cuesta admitir tus errores de vez en cuando y por eso jamás se lo dices.

No entiende las indirectas

No podemos culpar a los hombres. Lamentablemente son un poco obtusos para entender las indirectas. Ya ni modo, ningún ser humano es adivino por más que quisiéramos.

Cuando se demora más de horas en responder

¿Por qué? Porque está ocupado jugando su videojuego, hablando con sus amigos o completamente dormido. Al menos puedes estar agradecida de que el motivo por el cual tu pareja no responde no es porque sea infiel. Aún así, es de esas pequeñas cosas que odias, pero no se lo dirás porque parecerás una novia loca obsesionada.

Lo rápido que se le olvidan las cosas

Le das instrucciones de lo que debe hacer y en cuestión de minutos ¡lo olvida! ¿Qué ocurre aquí? Fácil, fácil… ¡se le olvidó! Algunas personas son así y no puedes obligar a cambiarlas, es imposible.

Come más que tú y nunca engorda

Ninguna mujer sabe como ocurre esto, pero ocurre. Lo peor es que no pueden compartir su secreto porque no tienen ninguno, al parecer su cuerpo funciona de esta manera.

Este video te puede gustar