15 cosas que toda mujer hace en secreto

Toda mujer es perfecta a su manera, pero por la naturaleza podríamos decir lo contrario. Seguimos siendo seres humanos con necesidades básicas y hábitos que podrían ser asquerosos para los demás, excepto para nosotras. Y aunque pienses que eres la única, no pasa nada pues todas pasamos por lo mismo. Te compartimos una lista de algunas cosas que toda mujer hace en secreto.

1.- Usar el shampoo en seco cuando no te duchas

A veces la almohada moldea tu cabello y crea el volumen y textura perfectos. Otras veces se te hace tarde porque la ducha puede tomarte tiempo. Lo peor es que el sebo se refleja mucho en el cabello de una mujer, pero no hay problema porque llegó el shampoo en seco. No importa cuál sea el motivo, simplemente puedes pasar tres días sin ducharte y nadie lo va a notar.

2.- Entrar al baño con la puerta abierta

¿Privacidad en el baño? ¡pfff! ¿Quién la necesita? Cuando estás en tu propia casa tienes la suficiente confianza de ir al baño con la puerta abierta. Ni te importa lo ruidosa que seas o como estés sentada en la taza del baño. A todas nos encanta tener libertad de vez en cuando.

3.- Exprimirte los granitos de las piernas

¡Es todo un juego divertido! Después de rasurarse es toda una obsesión sacarse esos vellitos encarnados.

4.- Llorar frente al espejo

Por alguna razón cuando una mujer llora necesita ver su tristeza. Realmente no creo que seamos capaces de comprender por qué lo hacemos, pero no te preocupes, toda mujer lo hace en secreto.

5.- Sujetarte los pechos discretamente

Sobre todo al bajar las escaleras, al correr o cuando tienes que acomodar un tirante flojo del brasier.

6.- Soltar gases silenciosos

Los gases ruidosos se quedan en casa y los silenciosos con la pareja. En serio que ninguna mujer huele a rosas ni tampoco puede contener soltar un gas. Al estar en un lugar público los gases se pueden convertir en tu enemigo pues tienes miedo a que te escuchen; por esto es mejor echarse un gas silencioso y alejarse lentamente.

7.- Rascar la pelvis cuando estamos aburridas

Y de una manera nada sexy. Tranquila, no eres la única chica rara que lo hace, pues todas por alguna razón sentimos esas ganas de rascarnos allá abajo.

8.- Comer directo del frasco

También de la lata o del bote. Simplemente si es tu comida puedes comerla como tú quieras. No hay reglas y menos cuando vives sola. ¡Genial!

9.- Sacarse los mocos

Discretamente en un lugar público y con mucha fuerza en un lugar privado. Los dedos de las mujeres también se ensucian de mocos y no pasa nada.

10.- Usar el mismo brasier por tres días

¡A veces incluso más! Es asqueroso, pero elegir un brasier perfecto para cada prenda es complicado. Por alguna razón seguimos viendo esta prenda limpia después de unos días. Además ¿quién va a oler nuestros pechos? ¡Nadie!

11.- No rasurase en invierno

Nadie puede ver a través de tus leggings, pantalones y pants pues lo cubren todo, ¿para qué tomarse la molestia?

12.- Ver pornografía

Sí, las mujeres ven pornografía y tú lo sabes muy bien. Incluso la mayoría de las chicas ven pornografía lésbica, porque a veces es repugnante ver los genitales del hombre en un video. Y no significa que dudes de tu sexualidad, en realidad solo buscas gozar un poco.

13.- Orinar en la regadera

¡Tanto los hombres como las mujeres lo hacen! Es más ahorrativo en agua y en papel de baño; además, no mojas la taza del inodoro.

14.- Manchar la ropa interior

Es normal cuando estás en tu periodo. El primer día no notas cuando cae la bomba, pero después de unos días de usar esa incómoda toalla sanitaria ¡adiós! ¡Qué importa si manchas un poco los calzones, siempre se lavan!, ¿no?

15.- Usar un producto de belleza caducado

¿Y que importa? Si aún tiene mucho y es útil para emergencias. Cuando encuentras un producto de maquillaje que estaba extraviado hasta parece que hace maravillas.

Este video te puede gustar