10 cosas que las mujeres odiamos de ellos cuando ven el futbol

Puedes ir diciéndole adiós al chico que está enamorado de ti si van a ver el futbol juntos. Hay algo en la naturaleza de los hombres que les saca el lado salvaje mientras ven el partido. Cuando ellos tienen fija la mirada en la pantalla, nosotras dos opciones: enojarnos por su completa falta de civilidad o reírnos de ellos.

1.- Parece que están rezándole a la televisión

…Y a veces esta le concede deseos, porque tienen la sonrisa más grande que has visto toda la semana. Pero aguas, pues si su equipo va perdiendo, puede que la reacción sea completamente diferente…

2.- Adiós atención al mundo exterior

La cocina podría esta en llamas en este momento pero ellos nunca van a notarlo si hay futbol en la televisión.

3.- Cuando se para a festejar

Tú solo te levantas del sillón y levantas las manos aunque no tengas ni la más remota idea de porqué lo estás haciendo.

4.- Los gritos

¿Por qué gritan? Nosotras no gritamos cuando estamos viendo las telenovelas, ¿a que no, verdad? Para quienes no tenemos la desafortunada tarea de pasar la tarde viendo algo que no nos interesa, los gritos se hacen notar. Esa es la forma en la que una soltera se da cuenta de que hay partido de futbol.

5.- Que no te hagan caso

Prepárate para pasar un buen rato en la soledad. Si lo ves en perspectiva no es tan malo. Es el momento ideal de decirle bye a la dieta y ponerte a chismear con las demás mujeres.

 

6.- No tienen piernas

En esos momentos quisieras aventarle las chelas desde el otro sillón. Los chicos que están viendo el fut se vuelven unos completos inútiles que prefieren que les pases la chela, la botana, el control… Y si pudieras ir al baño por ellos seguro te lo pedirían.

7.- No saben explicarte qué está pasando

Puedes intentar aprender algo de la experiencia, pero te aseguro que tus nobles intenciones se quedarán hasta ahí. Es imposible que un hombre te enseñe algo de futbol mientras hay un partido en curso.

8.- Lo usan como un pretexto para quedarse en casa

Es el pretexto perfecto para evitar salir un fin de semana. Estamos de acuerdo que quedarse en casa puede ser especial, pero no lo es tanto si el chico va a pasar las siguientes dos horas ignorándote.

9.- Se convierten en una peste para tu casa

 La cantidad de platos que vas a tener en el fregadero va a ser épica. Es importante que los dos se comprometan a lavar después del partido; por lo menos así podría compensártelo.

10.- Se enojan cuando

Puff y ya ni hablamos si su equipo favorito pierde porque seguro va a estar un largo rato de malas.

Esto es todo lo que pasamos las chicas con los chicos que aman el fútbol.

Este video te puede gustar