Así es como logré ir al gimnasio todo el año sin morir en el intento

Ir al gym todo el año puede suponer un gran reto para muchas chicas. En realidad, este año fue muy difícil para mí asistir. Sin embargo, a base de mucho esfuerzo y perseverancia lo logré. En estas fechas cuando todos se movilizan para llegar al cuerpo perfecto del verano, voy a explicarte cómo ir al gimnasio todo el año sin morir en el intento.

Incentivos

Define un plan de acción. Desde el día de tu inscripción coloca en tu celular fotos de motivación y tenlas a la mano. A mí me ha servido mucho colocar en la pared de mi cuarto diferentes imágenes con mensajes que me motivan. De hecho, tengo una línea de tiempo en la que cada mes coloco fotos para ver qué puedo mejorar un poco más. ¡Aguas, no te obsesiones con el peso o con perder demasiados kilos! La idea es más bien que encuentres la motivación adecuada para no caer en viejos hábitos. Así que puedes utilizar mi idea y transformarla a tu gusto.

 Paga por adelantado

Sabemos que en enero llega a todos los gimnasios una gran multitud. Sin embargo, pocas personas que se quedan el resto del año. De hecho, cuando llega diciembre es muy probable que los días pasen de una forma algo fantasmal dentro del gimnasio, pues somos pocas las personas que decidimos seguir yendo. ¿Cómo seguir? Pagar por adelantado tus mensualidades es la mejor forma de asegurar que vayas a ir todo el año. Al final, es una inversión en ti misma, tú decides si la desperdicias o la aprovechas. A veces nos hace falta la presión de haber desembolsado en el gimnasio.

 Compra ropa deportiva

Una forma más para obligarte a ir al gimnasio es comprar linda ropa deportiva. Te vas a obsesionar más cuando comiences a ver resultados en uno o dos meses, te lo aseguro. Compra ropa que te haga sentir bien y lúcela frente a los espejos del gimnasio. Puedes apoyarte también en una amiga. Gran parte del éxito que tuve este año es que fui con una muy querida amiga a clases de natación. Esto solo fue al principio, pues claro que las responsabilidades y el trabajo terminan por arruinar los planes de cualquiera para ir al gym.

 Ten a la mano las mejores playlists

Todos regresamos hastiados de ir a trabajar. Tristemente esta es la excusa perfecta para dejar de ir al gimnasio. No dejes que te pase. Ten a la mano música que te inspire a ir al gimnasio. Crea buenas playlists para inspirarte y seguir corriendo otros tres kilómetros. Otro pequeño truco que puedes usar es fijar algunas alarmas en tu celular, así te obligarás a estar lista a tiempo. Finalmente, puedes salir de la oficina vestida y lista para ir al gimnasio. Es una excelente idea pues ya vestida es más difícil que te eches para atrás. Escoge desde una noche antes tu outfit y verás como vas al gimnasio todo el año sin morir en el intento.

Disciplina

Para ir al gimnasio todo el año hace falta que tengas disciplina. Si lo que buscas es resultados, acata las reglas. Comienza a comer más vegetales y dile “bye” a los productos procesados; verás cómo tus metas se van acercando poco a poco. Consumir más verdura a la hora de la comida y dejar atrás los embutidos y quesos puede ayudar enormemente a tu cuerpo interna y externamenteHacer ejercicio y tener una vida más saludable consiste más en actos pequeños, que en inscribirte en las carreras de los próximos seis meses.

Recuerda, solo necesitas tomar el mando de tu alimentación, te aseguro que lo demás vendrá conforme pasen los meses. No te desesperes si al principio no ves tantos resultados. El cambio en tu cuerpo comienza cuando cambias tu alimentación. Además, habrá veces en las que tendrás que comer mal o dejar de visitar el gym, así que no seas tan dura contigo misma y mejor aplica los 15 minutos de ejercicio en casa, si sabes que no vas a poder hacer más.

Este video te puede gustar