Ups, al parecer tus canas son consecuencias de tu estrés

De acuerdo a investigaciones realizadas en la Universidad de Harvard, Estados Unidos, las canas son consecuencia del estrés. Esto porque el estrés causa reacciones en las células madres que generan cambios en la coloración de tu melena. Así que sí, es posible que las canas que has notado últimamente en tu cabellera sí sean consecuencia de tu estrés. Ahora que sabes esto, ¿le vas a bajar?

Datos científicos

En el estudio se descubrió que el estrés activa los nervios que trabajan cada vez que tu cuerpo siente que debe escapar o luchar por sobrevivir. Eso causa daño en las células madre regeneradoras de pigmento en los folículos capilares, por lo que se originan las canas. El estudio se llevó a cabo porque Ya-Chieh Hsu tenía curiosidad por la relación que ella creía que existía entre las canas y el estrés. Es bien sabido que el estrés SÍ afecta todo el cuerpo, pero los científicos fueron descartando varias hipótesis que tenían sobre cuál era la conexión exacta del estrés y las canas.

Sistema nervioso simpático

Al centrarse en este sistema, encontraron la respuesta que habían estado buscando. Hay que señalar que el sistema nervioso simpático es el responsable de que tu cuerpo sepa cuando debe luchar o huir. Los nervios simáticos tienen terminales en cada folículo piloso de tu piel. Cuando te estresas, los nervios liberan norepinefrina, que se absorbe por las células madre renegeradoras de pigmento. Al regenerarse, algunas células madre se convierten en células productoras de pigmento que cambian el tono del mismo. La noradrenalina de los nervios simpáticos hace que las células trabajen en exceso y agotan de manera previa el pigmento teniendo como consecuencia las canas.

Ahora ya lo sabes, las canas son consecuencia de tu estrés. Si no quieres que tu melena cambien tan pronto de color, lo mejor será que le bajes un poco a esa sensación.

Este video te puede gustar