Tratamientos caseros para el cutis graso

Comienzas tu rutina de belleza, lavas tu rostro, lo humectas, le pones bloqueador y un poco de primer. Después, aplicas tu base y continuas con tu makeup. Todo va bien y te ves muy linda, pero no han pasado ni dos horas cuando tu cara comienza a brillar. No importa cuánto polvo compacto utilices o cuántas veces limpies tu rostro, éste siempre será grasoso. No te preocupes, puedes mejorar la textura de tu piel con estos tratamientos caseros.

Refresca y limpia tu piel con áloe vera

Como todos sabemos el áloe vera contiene distintas propiedades benéficas para la piel. Entre ellas que funciona como astringente, antiinflamatorio e incluso ayuda a la piel a regenerarse. Por eso es una buena idea que incluyas  este ingrediente en tus tratamientos caseros. Por ejemplo: por las noches extrae 2 cucharadas de áloe y con ayuda de un algodón aplícalo sobre tu rostro. Espera 20 minutos y después limpia tu rostro con agua fría. Recuerda que puedes aplicarlo una vez cada 15 días.

Uno de los mejores tratamientos caseros es la mascarilla de papa

Para este remedio debes poner a hervir en agua 1 papa. Después, sécala y  tritúrala hasta que tengas una pasta, luego agrega 2 cucharadas de leche y el jugo de 1/2 limón. Después aplica la mezcla en tu rostro y después de 20 minutos retírala con agua tibia. Al igual que el otro remedio casero, puedes aplicarlo una vez cada 15 días o podrías dañar tu piel.

Utiliza romero para desinfectar tu piel

Para realizar esta mascarilla sólo necesitas triturar 1 cucharada de hojas de romero, agregar 1 cucharada de miel y 1 yema de huevo. Mezcla los ingredientes hasta que tengas una pasta y aplícala en tu rostro durante 30 minutos. Después, retira la mascarilla con agua fría y asegúrate de limpiar la piel correctamente.

Este video te puede gustar