Tips para completar tu rutina facial de noche

Para tener la piel cuidada, suave y sin imperfecciones es necesario tener una rutina facial. Algo muy importante a considerar es tu tipo de piel. Ninguna mujer requiere la misma rutina que otra, pues además de la textura propia de la tez, el estilo de vida también influye.

Rutina facial

En toda rutina facial hay pasos que pueden omitirse, otros que no deben olvidarse jamás  y algunos que pueden variar cada cierto tiempo. En Japón, el método del layering es una forma fuera de lo común de realizar sus rutinas faciales. De esa forma el ritual de belleza es perfecto para cada mujer. Consiste en una rutina adaptada y exclusiva de acuerdo a las necesidades de cada persona. Además, se realiza un proceso de doble limpieza, primero con base oleosa y luego con base acuosa. Así se eliminan por completo las impurezas.

Desmaquillar

El desmaquillante de base oleosa absorbe maquillaje e impurezas. El desmaquillante debe ser aplicado en todo el rostro y luego retirarlo con agua templada y una toalla para rostro.

Limpieza

Debes elegir un jabón facial cremoso que penetre los poros, para que retire el resto de las impurezas. Mediante un masaje suave el producto logrará su cometido. El jabón debe ser de acuerdo a tu tipo de piel. Si tu piel es seca o sensible, sólo lávala con jabón una vez al día; para las demás pieles, dos veces al día.

Sérum

Los sérums son ricos en ingredientes activos concentrados y su textura ayuda a que se absorba fácilmente. Este paso no debe faltar en las pieles maduras sin importar su tipo. Aplica con suavidad para que los ingredientes no pierdan su eficacia.

Hidratación

En loción o crema, la hidratación es primordial en todo tipo de piel.

¿Cómo adaptar la rutina?

  • Piel seca o sensible. Solo debes limpiar tu rostro por la noche usando el desmaquillante oleoso. Después, usa una crema o loción limpiadora. El sérum sí debe ser usado por la mañana y por la noche. Además, las mascarillas hidratantes son recomendables dos veces a la semana.
  • Normal o mixta. Debes hacer doble limpieza por la noche y el jabón facial por la mañana. El sérum y la loción hidratante deben aplicarse en la mañana. No debe faltar una exfoliación a la semana.
  • Grasa. Para esta piel debe haber doble limpieza por la noche. Elige un jabón facial que limpie y retire el exceso de grasa. Por la mañana y por la noche esparce una crema hidratante y el sérum. Puedes hacer una exfoliación y aplicar mascarilla una vez a la semana.
  • Madura. Sólo usa el jabón facial por la mañana, pero por la noche realiza una limpieza doble. El sérum debe tener efecto antienvejecimiento. Las mejores cremas son las nutritivas y aquellas con ingredientes antiarrugas. Una mascarilla antiedad es esencial para ti.

Este video te puede gustar