Técnicas para aplicar el rímel como toda una experta

Lo de hoy son las pestañas muy largas y con mucho volumen. Para lograrlo, tu mejor aliado será el rímel, aunque no lo creas. A pesar de que existen otras alternativas como las extensiones de pestañas o las pestañas postizas, mantenerlas puede ser algo costoso. Sin embargo, con estas técnicas podrás aplicar el rímel como toda una experta. Conseguirás que luzcan hermosas. Te garantiza unas pestañas extra largas, con volumen y sin grumos ¡en un dos por tres!

Riza tus pestañas primero

¡No tengas miedo de rizar tus pestañas! Ya sea con rizador especial para alargarlas o con una cuchara para tener un efecto más natural. Si eliges el rizador te recomiendo que comiences desde la raíz presionando durante cinco segundos. Después, mueve el rizador a la mitad de las pestañas y vuelve a presionar. Posteriormente ve a las puntas y repite lo mismo y ¡listo! Pestañas rizadas y bonitas en menos de tres minutos.

Comienza desde la raíz

Una vez que tus pestañas estén rizadas puedes aplicar las primeras capas de rímel. Para hacerlo como toda una experta, comienza aplicando el rímel desde la raíz de las pestañas y llévalo hacia las puntas. Por si no te habías dado cuenta, normalmente lo aplicamos desde la mitad de las pestañas lo que hace que se vean más cortas. En cambio esta nueva técnica les dará más longitud.

No parpadees

Con esto me refiero a que no cierres los ojos al aplicar el rímel. En realidad, solo te mancharás la piel y no quedará el mismo efecto de longitud y volumen. Trata de hacerlo siempre con los ojos bien abiertos y quita el exceso de grumos para que no te caigan en los ojos.

Usa diferentes cepillos de rímel

Sí, las fórmulas de las máscaras son diferentes, pero quien hace toda la magia es el cepillo aplicador. Puedes elegir un cepillo delgado para aplicar las dos primeras capas. Continúa con un cepillo grueso para darle más grosor y volumen.

Este video te puede gustar