Prevén las arrugas de tu rostro con relleno de PRP

PRP o plasma rico en plaquetas es una terapia que comenzó por ser una solución a las arrugas, celulitis y otros problemas estéticos. El día de hoy, se usa también en terapias regenerativas. Con estas, se le da oportunidad a muchas personas de recuperarse de lesiones deportivas

La terapia regenerativa

Esta terapia se ha convertido en una de las formas más efectivas de reducir el daño de los años en el rostro y cuerpo. Utilizando la sangre del paciente se obtienen los factores de crecimiento liberados por las plaquetas. Al aplicarse sobre un tejido o lesión, estas estimulan la producción de factores de crecimiento, que intervienen en la regeneración y reparación del tejido. En este proceso de regeneración se liberan colágeno y elastina. Estas sustancias se producen naturalmente en el organismo y son las que dan elasticidad y sostén a la piel. Cuando faltan se presentan las arrugas y la flacidez. Por eso, se les considera el relleno ideal para rellenar arrugas, surcos y desaparecer la celulitis mediante tratamientos estéticos.

Así se lleva a cabo el proceso

Tu sangre está formada por diferentes tipos de células: glóbulos rojos, glóbulos blancos, plaquetas. En este procedimiento se retira cierta cantidad de sangre del paciente. La muestra se somete a un proceso de centrifugación para separar el plasma de los demás componentes. La pared de las plaquetas contienen un nivel altísimo de regeneración. Posteriormente se inyecta el plasma rico en plaquetas en el lugar del cuerpo designado. Finalmente, la efectividad de la técnica depende de la habilidad del personal que la inyecta. Es un procedimiento que solo los doctores en medicina estética están capacitados para realizar. El plasma se inyecta dos o tres veces al mes al principio, aunque varía según la gravedad, o bien, del problema estético.

Contraindicaciones

Este tratamiento estético relativamente sencillo tiene contraindicaciones para pacientes hipertensos, con colesterol alto, personas que fuman o beben alcohol en exceso. Ya que la calidad del plasma se afecta directamente por los hábitos de cada paciente. Finalmente, este tratamiento no es invasivo ni tóxico ya que el plasma proviene directamente de la sangre de cada paciente.

Este video te puede gustar