Cómo preparar tu cabello para hacerte una permanente

Estás apunto de hacerte una permanente en el cabello para cambiar tu imagen. Sin embargo. tu melena no está tan sana como tú quisieras. En consecuencia, tal vez tu nuevo look no te quede como te gustaría. No te preocupes, pues hay pequeñas cosas que puedes hacer para preparar tu cabello, ¿quieres saber cuáles son?

No lo pintes antes de la permanente

Una de las cosas que definitivamente no debes hacer antes de tu cambio de look es pintarte el cabello. Si lo haces, sólo lo resecarás y maltratarás. Además puede que los químicos que empleen para el tratamiento no sirvan del todo. Por ello es mejor abstenerte de pintar tu melena aunque se trate de pequeñas mechas de colores. Mucho menos si se trata de un color de fantasía.

La mejor forma de preparar tu cabello es humectándolo

Lo mejor que puedes hacer para que tu cabello no sufra mucho es humectarlo. Lo primero es que comas mejor durante esos días. Integra en tu dieta alimentos que contengan biotina, de esa forma lo nutrirás por dentro. También puede usar algún remedio casero para hidratarlo, sólo mezcla 10 gotas de los siguientes aceites:

  • Almendra
  • Olvia
  • Vitamina E
  • Romero

Mezcla todos los ingredientes a la perfección y caliéntalos. Después aplica este remedio de medios a puntas, déjalo actuar por media hora y después retiralo con agua tibia.

Utiliza tratamientos reparadores

También debes buscar algunos tratamientos para reparar el daño del cabello. Los mejores son hechos a base de aceite esenciales pues nutren la fibra capilar. Sin embargo, también puedes recurrir a remedios naturales como el de aguacate y aceite de oliva. Sólo tienes que mezclar un aguacate con tres cucharadas de aceite de oliva y tres cucharadas de aceite de germen de trigo. Esta mezcla debes aplicarla desde la raíz y esperar media hora, después retíralo con agua tibia.

 Recorta tu cabello unos días antes

Finalmente, si lo que quieres es que tu nuevo look se vea precioso, debes recortarlo. Así te desharás de las puntas abiertas, el cabello quemado o reseco. Tampoco lo cortes todo, sólo pide  a tu estilista que quite las partes más maltratadas. Además así los químicos actuarán mejor en tus fibras capilares.

Este video te puede gustar