Manicuras que amarán las fanáticas de los gatos

Si te consideras una fanáticas de los gatos es porque los llevas contigo en todo lo que puedes. Desde una blusa, una pluma, un monedero o unos zapatos. Por si fuera poco, puedes llevarlos también en tu manicura. La gran ventaja es que existen muchos diseños entre los que puedes escoger el que más te guste; ya sea muy colorido, discreto o un poco de ambos.

Con pequeños toques gatunos

Si amas a los gatitos pero quieres ser discreta, opta por los diseños en los que se muestran los detalles de sus caritas. Usa tono nude para la base y con ayuda de un pincel marca los detalles del gato. Ya sea que hagas las caras de ellos o combines cara y huellitas. Si no puedes hacerte tú sola la manicura, pide ayuda a alguien con buen pulso.

Líneas discretas y hermosas

Para las fanáticas de los gatos también existen las manicuras que consisten en líneas y forman siluetas. Al igual que con las anteriores, ayúdate de un pincel fino para hacer el cuerpo del gato. En este caso, si quieres que resalten tus gatos, usa una base blanca y sobre ella pon el contorno con barniz negro. Puedes hacer trazos simples para no complicarte tanto.

Siluetas

Si quieres una manicura más llamativa opta por hacer gatos negros. Ya sea que hagas una manicura francesa y sobre ella coloques cada gato o dejes un fondo blanco. Si se te complica mucho hacer a los gatos, busca pegatinas con las que puedas decorar tus uñas y protege con base transparente.

Más siluetas para las fanáticas de los gatos

Hay otras siluetas de gatos más divertidas, que le darán un toque único a tu manicura. Si lo prefieres, puedes agregar detalles, como una luna, una reja, una cerca o corazoncitos. Tú decides de qué forma es mejor usar a los gatos en tu manicura.

Con mucho colorcito

Recuerda que el color de los gatos puede ser similar al de tu gato o, si lo prefieres, opta porque sean gatos negros. Siempre lucen más en tu manicura y con bases de colores se verán increíbles. Si eres una chica más alocada, no temerás usar colores neón, ¿cierto?

Este video te puede gustar