Labiales de colores extravagantes que me atreví a usar

Los labiales son uno de los productos de maquillaje más amados por todas. Por eso, siempre buscamos colores y nuevas tendencias para probar. En este sentido, en ocasiones los diseñadores nos sorprenden con propuestas de colores fuera de lo normal. Ya sean en tonalidades rosas, azules y oscuras, siempre encontrarás labiales de impacto. A mí me encantan y estos son los colores que me he atrevido a usar.

Antes que nada

En cuanto al maquillaje, por lo general lo prefiero tenue y delicado. En cuanto a los labiales siempre han sido uno se mis productos favoritos, por eso siempre he buscado diferentes tonalidades y texturas. Sin embargo, a pesar de que compraba distintos tonos de labiales, invariablemente sólo usaba los nude. Pese a ello un día decidí a probar tonalidades nuevas, para que el cambio fuera real usé algunos colores extravagantes. Y, ¿te cuento algo? ¡Fue la mejor decisión! Después de probar estas tonalidades tuve más seguridad para intentar con otros estilos de makeup.

 Morados

Casi todas nos hemos atrevido a utilizar algún labial morado. Y, ¿cómo no hacerlo, si cuando eliges el matiz adecuado se ve increíble? Así mismo, hace que los ojos café resalten de un manera particular. Mi piel es trigueña, es decir, no es blanca ni morena sino que tiene un bonito baño de sol. Por eso, los colores que me van mejor son los rosados, azules y rojos. En el caso del morado, las tonalidades neón o vivas hacen que la piel se vea más luminosa. Probé estos labiales con un makeup muy ligero para que los labios fueran los protagonistas. Para conseguirlo, en mis párpados apliqué sombras en colores nude. Así mismo, intenté usar poco blush e iluminador

 Negro: uno de los colores más extravagantes

Por lo general usaba estos colores cuando iba a la escuela, pues me sentía con más libertad. Por tanto, te sugiero que si quieres utilizarlos, lo hagas en tus días libres y no mientras trabajas. Para equilibrar el color con mi maquillaje, utilicé sombras color mauve; al igual que con el labial morado, reduje la cantidad de iluminador. En otras ocasiones eliminaba el delineador y aplicaba varias capas de rímel. Curiosamente no fue el labial más difícil de portar, incluso me hacía sentir misteriosa, lo cual fue una agradable sorpresa.

 Gris

Usar el labial gris me emocionaba mucho, pues es de uno mis colores favoritos. Sin embargo, siempre que buscaba un tono que armonizara con el tono de mi piel, fallaba sin remedio. Además, si lo pensamos, de todos los colores extravagantes, es el menos dramático; no obstante, te exige más creatividad y buen gusto para combinarlo. Por último, el tono ideal para mí fue uno que tenía algunos toques de lila. Lo combiné con tenues sombras doradas y usé un poco más de blush para contrarrestar la palidez que le otorgaba el labial a mi rostro. ¿El resultado? ¡Fa-bu-lo-so!

Si te atrae la idea de probar labiales extravagantes, pero te atemoriza un poco, te sugiero que les des una oportunidad.  Solo así podrás satisfacer tu curiosidad y ¿quién sabe?, quizá quedes maravillada con el resultado, como yo.

Este video te puede gustar