Fragilidad capilar: ¿por qué se presenta?

Tal vez nunca habías escuchado sobre la fragilidad capilar o jamás la has experimentado. Se trata de una alteración en la piel muy común, que se presenta tanto en hombres como en mujeres. Sin embargo, las mujeres son más propensas a sufrirla. No te preocupes, nosotras te explicamos qué es, por qué sale y qué hacer al respecto.

¿Qué es la fragilidad capilar?

Los capilares son los vasos sanguíneos más diminutos del sistema circulatorio y la fragilidad capilar sucede cuando estos vasos se debilitan. Es decir que al romperse estos vasos sanguíneos provocan hemorragias diminutas que aparecen en la piel. Por su tamaño tan pequeño como un alfiler se les llama petequias.

Síntomas principales

Los principales síntomas son: puntos de sangrado en la piel. También pueden aparecer contusiones que son más grandes que las petequias y varían de color. De un color azul morado, al paso de los días pueden volverse amarillas o café. Si presentas alguno de estos síntomas no dudes más y acude al médico.

¿En dónde salen?

Las zonas más delicadas de tu cuerpo en las que se presenta la fragilidad capilar son: nariz, manos, brazos y piernas.

¿Por qué salen?

Hay muchos motivos por los que aparece.

  • Manchas en la piel: Su aparición favorece el rompimiento de los vasos sanguíneos. Algunas causas de la aparición de manchas son las terapias con medicamentos o problemas hormonales. Incluso la depilación puede provocar la fragilidad capilar.
  • Sedentarismo: Las personas que hacen poco ejercicio o no realizan ninguna actividad física son muy propensas a padecerla.
  • Alta temperatura: La exposición prolongada a temperaturas elevadas, al sol y al humo del tabaco, son otros factores que provocan la fragilidad capilar en la nariz. La nariz es la parte de nuestro cuerpo más expuesta y propensa a esta alteración.
  • Estrés: Es frecuente que el estrés desencadene algunas alteraciones en la piel, como el rompimiento de los capilares.

Seguir un estilo de vida saludable, que incluya ejercicio regular y una alimentación balanceada, beneficia el aspecto de la piel. Para tratarla adecuadamente es preciso que consultes a un dermatólogo.

Este video te puede gustar