Formas sencillas de reparar tu melena dañada

Todas podemos tener la melena dañada. No obstante, también podemos prevenir que se maltrate. Aunque no lo creas, nosotras mismas provocamos el mayor daño. Hay muchos consejos que podemos escuchar o seguir para cuidar nuestro cabello. Conoce un poco más sobre lo que siempre debes tener en cuenta para que no sufra las consecuencias.

Forma de lavado

Aunque no lo creas, puedes tener la melena dañada por la forma en que la lavas. Evita usar champú en exceso o lavarlo todos los días. Lávala con movimientos circulares para que se reactive la circulación. No lo frotes porque sólo harás que se rompa.

Come proteínas

Las proteínas son indispensables para tu organismo. Te ayudan a que todo tu organismo se encuentre bien de cabeza a pies. Agrega las proteínas a tu dieta para que obtengas los nutrientes necesarios.

Elige el mejor tratamiento para repararlo

Hay diferentes tratamientos para reparar la melena dañada. Lo mejor será que elijas el que cubra tus necesidades. Si tienes duda sobre cuál es el mejor para ti, pregunta a tu estilista y para que te ayude a seleccionar el más adecuado.

Dile “bye” a las máquinas de calor

Una de las causas de la melena dañada es el uso excesivo de la secadora, la plancha o la tenaza. Evita usar tan seguido estas máquinas. Podrían hacerte lucir peinados increíbles, pero a la larga tu cabello lucirá sin vida.

Cuida tu cabello del daño solar

La cabellera, igual que la piel, necesita protección de los rayos solares. Compra un protector solar capilar y aplícalo todos los días. Incluso en los días nublados debes usarlo.

Elige el mejor peine y cepillo

Hay muchos modelos de peines y cepillos pero no todos nos quedan. Las chicas de cabello rizado deben usar los peines anchos. Al contrario de las chicas con melena super delgada. Considera elegir el cepillo que realmente necesitas para no tener una melena dañada.

Este video te puede gustar