Formas en las que compruebas que la belleza realmente cuesta

Estoy segura que en más de una ocasión has escuchado la frase “la belleza cuesta” y parece una broma. Hay que ser realistas y aceptar que realmente cuesta. ¿Por qué lo digo? Alguna vez te has puesto a hacer cuentas sobre cuánto puedes gastar en un mes comprando maquillaje. Si haces cuentas sobre eso, más las veces que vas a la estética a hacerte algo en el cabello o las uñas. Más todo eso que “se cruza en tu camino”, te darás cuenta que es una gran cuenta.

Si no sigues de manera correcta un tutorial…

Ahora nuestra vida gira en torno a lo que vemos en las redes sociales. Nos dejamos influenciar por lo que vemos o leemos. Lo malo es que si no compramos los productos adecuados o no seguimos las instrucciones de manera correcta, el resultado podría ser catastrófico. Obvio tu belleza podría verse en aprietos.

¿Ir maquillada al gym?

Realmente cuesta ser bella, y muchas chicas lo saben y por eso optan por ir maquilladas incluso al gym. ¿De verdad es una buena idea? Obviamente es una de las peores decisiones que puedes tomar. Piensa que el maquillaje tapa tus poros y en vez de que tengas buena sudoración, se va a dañar tu piel.

Sientes que mueres lentamente si se cae todo tu makeup

Comprar maquillaje es uno de los mayores placeres para muchas mujeres. Hacemos una gran inversión en cada una de las cosas que compramos. Cada que nos vamos a maquillar, muchas de nosotras tendemos a sacar todo y extenderlo sobre la cama, sobre la mesa o sobre el lugar que se pueda para ir agarrando cada uno de los productos. Lo malo es que si se cae alguno de los envases de vidrio y se rompe, sin duda nos duele el corazón.

¡No parpadees!

Cuando te estás maquillando los ojos, es ley que no debes parpadear luego luego porque se manchan tus ojos. Así que es una razón más para decir que la belleza cuesta y mucho.

Niños y maquillaje, la peor combinación

Niños y maquillaje son la peor combinación y no me refiero a que no puedas maquillarlos. Más bien se trata a esos momentos en los que no escuchas nada de ruido y de repente recuerdas que dejaste tu maquillaje cerca. ¡Oh, no! Seguro tu maquillaje ya está destruido por completo.

Este video te puede gustar