Estos son los exfoliantes que tienes que usar para tu tipo de piel

Existen diversos tipos de exfoliantes que puedes comprar o elaborar en la comodidad de tu cocina. Esto depende de tu tipo de piel. Algunos son más abrasivos que otros y es bueno que los conozcas para que uses el correcto de acuerdo a las características de tu piel. Estos son los exfoliantes que van bien de acuerdo a tu tez.

Exfoliantes enzimáticos

Estos funcionan para todo tipo de piel. Se llaman así porque se componen de enzimas derivadas de algunos frutos tropicales como la papaya o la piña. Estas enzimas no irritan la piel. Lo bueno de ellas es que propician una renovación celular más profunda y el exfoliante es más noble con las pieles sensibles. Cosa que no pasa con los mecánicos.

Exfoliantes químicos

 

Estos se usan en pieles gruesas, algunas con acné y con pigmentaciones. La exfoliación se hace a base de alfa hidroxiácidos frutales y otros alfa hidroxiácidos. Estos ayudan a la formación de nuevo colágeno y disminuyen la aparición de las arrugas. También suelen ser ideales para pacientes con hiperpigmentación, ya que quitan muchas capas de piel, ayudando a regenerar la zona en la que salió la mancha. A medida que el tratamiento avanza, la piel hiperpigmentada se verá más oscura debido a que las capas de piel van saliendo a la superficie.

Exfoliantes mecánicos

La exfoliación mecánica es visible. Es decir, que se usan productos que evidentemente son abrasivos, como el azúcar, cepillos o cualquier otra herramienta porosa. Estos son excelentes para el cuerpo, pero no tan recomendables para el rostro. Se desaconsejan porque producen microfisuras que pueden dañar el cutis a la larga. Sin embargo, hay formas de darle la vuelta a estos productos. Si ya tienes uno, procura utilizarlo una sola vez a la semana. No hagas tanta presión cuando lo apliques para no lastimarte y, sobre todo, hidrata adecuadamente tu rostro después de exfoliarlo.

Este video te puede gustar