Estos son algunos hábitos para cuidar tus pies y que estén suaves

Hay áreas del cuerpo que requieren de mayores cuidados; una de éstas es la de los pies. ¿Por qué? Porque todo el día están trabajando. En especial si tus actividades diarias requieren que pases gran parte del día de pie. Además, los pies te sostienen todo el día, de modo que necesitan descansar y ser consentidos. Y no, no necesitas de un tratamiento largo y caro para hacerlo. De hecho, sólo tienes que seguir ciertos hábitos para cuidar tus pies y que estén suaves.

Hidrata

Lo principal es que siempre hidrates tu piel, porque de este modo tendrá elasticidad. Y en el caso de los pies, evitarás que le salgan grietas o callos. Es necesario que uses una crema especial para tu pies, ya que la piel de esta área tiene necesidades diferente a la de la cara, los brazos y el pecho. Emplear una crema para pies garantizará que la hidratación sea la correcta. En cuanto a la hora para aplicar el producto, lo mejor es en la noche. ¿Por que? Porque en la mañana es muy probable que la piel no absorba el producto y al introducir tus pies a los zapatos sólo lograrás que suden y estén húmedos; esto puede derivar en que te salgan hongos o  tengan mal olor.

Exfolia

La exfoliación permitirá que elimines las células muertas, lo cual facilitará la regeneración de la piel. Además, evitarás la aparición de grietas y callos, principalmente en los talones. Puedes exfoliar tus pies con una piedra pómez o azúcar; te garantizo que quedarán suaves.

Sí al pedicure

El pedicure no sólo es una cuestión de belleza estética, sino de salud e higiene. También permite que se traten los daños o afectaciones de los pies, los cuales se verán rejuvenecidos y revitalizados. Eso no es todo, sino que tus pies tendrán el descanso y relajación que necesitan. En tanto que el esmalte protegerá tus uñas.

Zapatos correctos

Te entiendo, sé que esos zapatos te pueden deslumbrar porque son bellísimos; sin embargo, si sientes que te lastiman no digas las clásicas frases: “luego estiran” o “luego se amoldan”. Usar zapatos incorrectos puede provocar lesiones y heridas, como ampollas e incluso juanetes.

Este video te puede gustar