Errores que cometes al aplicarte bloqueador solar

Muchas personas ignoran la importancia de utilizar bloqueador solar todos los días. Algunas otras lo utilizan, pero no lo hacen de la forma correcta, en consecuencia, sólo lastiman su piel. Además de estos hay otros errores que se cometen al proteger la piel, deberías conocerlos para evitar alguna lesión o contratiempo.

Usarlo solo cuando vas a al playa

Aunque para muchas personas sea una medida exagerada, es preciso utilizar bloqueador solar todos los días. Recuerda que lo qué más envejece a la piel es el efecto de los rayos solares. Además, la ausencia de protección diaria puede derivar en un aumento de las probabilidades de desarrollar cáncer de piel. Por esta razón necesitas utilizar protector solar aunque esté nublado o lluvioso.

Uno de los errores es no hidratar la piel

Aunque no lo creas, no solo se trata de aplicarte el bloqueador por aplicarlo, antes necesitas realizar una rutina para cuidar tu piel. Para comenzar, debes lavarla, hidratarla y después aplicar el bloqueador solar. De lo contrario, el efecto protector no será tan efectivo y tu piel corre el riesgo de secarse o tener sarpullido. Estos tres pasos debes realizarlos diariamente. Al hacerlo verás que tu piel tiene una textura más sana, radiante y libre de manchas.

Utilizar un factor de protección menor de 50

No solo basta con aplicarte un protector solar, necesitas uno con factor de protección alto. En este sentido, el mejor es de factor protección 50. Aunque parezca exagerado, es lo único que protegerá a tu piel de los rayos ultravioleta A y B. Si te preocupa la consistencia pastosa o grasosa del producto, acude con un dermatólogo y él te recomendará el mejor para tu tipo de piel.

Solo lo aplicas en la cara

Recuerda que toda tu piel está en riesgo porque los rayos solares atraviesan la ropa,  por lo que necesitas aplicarte el bloqueador en la cara, cuello, pecho y brazos. Bueno en realidad debes aplicarlo en todas las partes que estén expuestas. Recuerda que en promedio cada tres horas, debes ponerte otra capa muy ligera. Si estás en una alberca o en la playa debes reaplicarlo en cuanto salgas del agua.

Este video te puede gustar