DIY Adiós al mal aliento con tu propio enguaje bucal

Esta receta es perfecta si estás buscando una opción natural, si te has dado cuenta de que ningún enjuague del mercado te sirve o si te molesta la sensación de ardor que te produce tu enjuague.

La halitosis, o mal aliento, es un problema común a medida de que vamos creciendo. Muchas veces refleja un problema de salud subyacente, como una afección intestinal o estomacal, mala higiene bucal, mala alimentación, y problemas en el hígado o riñones. Un buen enjuague bucal nos ayudará a eliminar este problema. Para que dé resultado, debe usarse una o dos veces al día después de haber lavado tus dientes. Si sufres de mal aliento al despertar, lo mejor es que lo hagas en la mañana y en la noche.

Un enjuague bucal casero dura hasta 2 semanas en el refrigerador, pasado ese lapso tendremos que tirarlo y volver a preparar más. Sin embargo, sus ingredientes son muy fáciles de conseguir y, sobre todo, baratos. Es una gran idea para ahorrar un poco de dinero en limpieza bucal y funciona de maravilla.

diy enjuague bucal

Ingredientes:

  • 2 cucharadas de hojas menta fresca
  • 2 cucharadas de hojas de hierbabuena fresca
  • 2 cucharadas de romero
  • 2 cucharadas de perejil
  • 3 cucharadas de bicarbonato de sodio
  • 100 ml de agua

Todas las plantas usadas en este enjuague ayudan al mal aliento y el bicarbonato contribuye a eliminar las bacterias que puedan existir en tu boca.

También existen algunas otras pautas que puedes considerar para mejorar tu aliento como:

  • Beber agua confrecuencia.
  • Lavar tus dientes 3 veces al día.
  • Si se te olvidó tu cepillo de dientes, mastica un chicle sin azúcar.
  • El apio es un gran aliado para combatir el mal aliento, inclúyelo en tus comidas.

Preparación:

  • Es importante lavar muy bien todas las hojas antes de hervirlas, para eliminar la tierra que pueden tener.
  • Pon el agua a hervir en una cacerola.
  • En cuanto esté en punto de ebullición, agrega las hojas.
  • Espera a que se entibie y viértelo en un recipiente que puedas meter al refrigerador.
  • Cada vez que vayas a usarlo, sirve un poco en un vaso aparte y agrégale una o dos cucharadas de bicarbonato de sodio.
  • Haz buches con la mezcla durante 20 segundos aproximadamente, y escupe.
  • Nunca debes ingerir el enjuague bucal.

Si crees que aún no se te quita, puedes duplicar las porciones de los ingredientes para que la mezcla se haga más fuerte y concentrada.



Este video te puede gustar