Debes dejar de comer esto YA, ¡te está envejeciendo!

Somos lo que comemos y cuando se trata de preservar nuestra belleza y juventud, los alimentos que ingerimos juegan un papel importante. Ya hemos hablado de los alimentos que ayudan a que tu piel se mantenga joven, ahora toca enlistar los alimentos que debes dejar de comer. Debes dejar de comer esto ya, pues te está envejeciendo prematuramente. El problema es que afectan la elasticidad y tono de la piel, dando paso a la aparición de arrugas. Lo peor es que es comida que consumimos TODOS los días.

Refrescos azucarados

El alto contenido de azúcares que contienen provoca que las células mueran rápidamente, este efecto causa un envejecimiento rápido. Son mucho más recomendables los jugos vegetales y hasta el agua gasificada. ¡Tu piel y tu cuerpo te lo agradecerán!

Grasas trans

Las grasas trans son uno de los mayores enemigos para nuestro cuerpo y nuestra belleza. Estas se encuentran en la mayoría de las comidas procesadas y chatarra. Para mantener tu piel bella, mejor incluye aceites saludables como el de los frutos secos y el aceite de oliva, pues previenen el envejecimiento de las células.

Sal

El exceso de sal en la dieta habitual provoca una mayor tensión arterial. Este aumento provoca una reducción en la producción de colágeno. Necesitamos del colágeno para tener una piel tersa y elástica, sin él aparecen las arrugas sin remedio.

Azúcares

El consumo de azúcares en exceso acelera el envejecimiento pues afecta directamente a los vasos sanguíneos y reducen la elasticidad de la piel. Lo ideal será consumir frutas con azúcares naturales. Parece imposible dejar por completo el azúcar, pero puedes reducir su consumo.

Café

El café tiene un efecto de deshidratación en nuestro organismo. Su consumo en exceso puede provocar que la falta de hidratación afecte directamente a la tonificación de la piel. Mejor puedes tomar bebidas con antioxidantes como el té verde.

Alcohol

Muy similar al efecto que produce el café, el alcohol provoca una deshidratación muy rápida, dañando el tono de la piel. Es recomendable limitar su consumo, tanto para la salud de tu piel como para la de tu organismo.

Picante

La comida muy picante dilata los vasos sanguíneos favoreciendo su ruptura. Esta situación provoca que la piel pierda elasticidad, tono y color natural… Esto nos hará pensar dos veces antes de ponerle salsa picante a nuestra comida.

Carnes rojas

Se recomienda comerla, como máximo, dos veces por semana. La carne roja es rica en carnitina, sustancia que en exceso provoca un endurecimiento de los capilares y como consecuencia envejece tu piel.

Carbohidratos simples

Los carbohidratos, como la harina refinada, favorecen la pérdida de la elasticidad de la piel y los músculos. Es recomendable el consumo de carbohidratos complejos e integrales para conservarte saludable y joven.

Conservadores

Los conservantes artificiales contienen sulfatos, sustancia que afecta directamente a los vasos sanguíneos de la piel. Estos provocan que pierda elasticidad y, en consecuencia, aparecen las temidas arrugas prematuras.

Aunque son muchos alimentos los que nos está envejeciendo, todas tenemos el poder de hacer mejores elecciones para nuestra salud y piel. ¡Ganémosle a las arrugas!

Este video te puede gustar