Cómo cuidar tus uñas para que el frío no haga de las suyas con ellas

Una de las cosas que debes procurar sin importar qué época del año es, son tus uñas. No importa si hace calor o frío. Cuidar tus uñas te ayudará a que puedas lucir la manicura que desees en todo momento sin temor a que se rompan. Toma nota de los cuidados que son básicos en estos días de frío.

Uñas débiles, ¡no más!

La humedad y el frío debilitan las uñas, haciendo que se vuelvan frágiles. Si a eso agregas el que uses tus uñas para cosas que no fueron hechas, no te sorprendas de que se rompan y luzcan horribles.

Cómo cuidar tus uñas

La higiene es importante y sí, también tus uñas la necesitan. Si tus uñas están limpias y secas, evitarás que crezcan bacterias que podrían dañarlas. Procura cortarlas una vez al mes para que así no pierdan fuerza. Entre más largas están, más nutrientes necesitan y si no se los das, no notarás que están hermosas.

Mucha humectación

Para que tus uñas no sufran los estragos del frío, es importante que las humectes lo suficiente. Eso no significa que debas mojarlas a cada rato. De hecho debes evitar mojar tus uñas a cada rato y peor aún si cambias de temperatura de manera brusca. Para la humectación recurre a la crema para que humecte la mano por completo. Desde la uña y cutícula, hasta la piel de la misma.

Protégelas

Sin importar si eres fanática de las manicuras o no, debes cuidar tus uñas. Aplica base o brillo, sólo para que se mantengan a salvo. También es recomendable que optes por usar esmaltes amigables con tus uñas, en lugar de usar los que contienen acetona, pues ésta deshidrata tus uñas.

Come bien

Una dieta balanceada también ayudará a que tus uñas estén fuertes y hermosas. Los alimentos ricos en vitamina A, B, minerales, hierro, zinc y calcio. Todos ellos te ayudarán a que se fortalezcan.

Este video te puede gustar