Cómo cuidar la piel con rosácea en verano

Seguro ya sabes que una de las cosas que más debemos procurar es nuestra piel. No importa si es primavera o invierno, siempre requiere cuidados específicos para no presentar problemas mayores más adelante. La situación se vuelve aún más compleja para las personas que tienen algún problema en la piel. Tratar la rosácea en verano no es cualquier cosa. Te comparto algunos consejos súper efectivos para que tu piel no sufra los estragos del clima. 

Piel con rosácea 

La rosácea es uno de los problemas más comunes en la piel, causando enrojecimiento en el rostro. El problema puede presentarse por algunas semanas o meses y luego desaparecer por un tiempo. A veces se confunde con acné u otros problemas de la piel. Este problema es común en mujeres de mediana edad, de piel clara. Por desgracia, no hay cura para ella, sólo tratamientos para aminorar las molestias. Cuidar la rosácea en verano implica no dejar de lado la limpieza facial con jabón suave o loción micelar para piel sensible.

Cómo cuidar la rosácea en verano

La rosácea está presente todo el año, pero en verano aumentan los casos por el calor propio de la época. Sin embargo, hay ciertas cosas que pueden ayudarte a que el problema no empeore.

  • Evita estar en lugares muy cerrados o exponerte demasiado tiempo al sol.
  • Al bañarte, procura no usar agua caliente. Tampoco te encierres en el baño y no tardes mucho tiempo en la ducha. 
  • Si sales a la calle, evita ir donde el sol da directo. De preferencia usa siempre gorra o sombrero.
  • El bloqueador solar debe ser parte de tu rutina en todo momento. Incluso en los días que no hay sol, debes usarlo. Acude con un dermatólogo para que te indique cuál es el mejor para ti. 
  • Tu alimentación también juega un papel importante. Hay alimentos que aceleran la aparición y molestias, ¡evítalos!

Este video te puede gustar