Clara de huevo para mantener joven tu piel

El huevo es rico en nutrientes que lo hacen un perfecto aliado de la belleza. Gracias a su proteína, puede reparar tejidos. Mientras que la luteína que contiene ayuda a mantener la piel hidratada y elástica dándole una apariencia más joven. Lo mejor es que lo puedes encontrar en la cocina de tu casa y hay un sinfín de tratamientos que te puedes hacer con él. Aquí te compartimos los mejores para que los pongas en práctica y goces de los beneficios de la clara de huevo.

Mascarilla para tonificar la piel

El tónico para la piel de clara de huevo te ayudará a tonificar e iluminar tu piel. Además eliminará impurezas y células muertas.

Bate a punto de nieve una clara de huevo. Después aplícala con un pincel por todo el rostro, exceptuando el contorno de los ojos. Cuando se sienta seca (aproximadamente 20 minutos), aclara con agua tibia. Hazla dos veces por semana para notar resultados rápidamente.

Clara de huevo para disminuir las bolsas de los ojos

Las bolsas bajo los ojos son un problema que muchas tenemos. Nos hacen lucir cansadas y lucen poco estéticas. Por suerte, la clara de huevo es un ingrediente ideal para combatirlas.

Con la ayuda de un hisopo de algodón aplícate una fina capa de clara en las partes afectadas y déjala actuar por 10 minutos antes de enjuagar. Puedes aplicarla todas las noches antes de dormir.

Mascarilla para piel grasa

La piel grasa se presta a la aparición de imperfecciones y acné. Es necesario someterla a tratamientos para reducir la producción de grasa y tener un cutis limpio y libre de imperfecciones

Porque limpia a profundidad la piel y, en especial, los poros, la clara de huevo es un buen remedio para regular el pH natural y disminuir ese exceso de sebo.

Haz una mezcla de 1 clara de huevo con 3 cucharadas de harina de avena y aplícala por todo el rostro, cuello y escote. Realiza masajes mientras la aplicas para retirar células muertas. Déjala actuar 15 minutos y enjuaga con agua templada. Puedes repetir cada dos días.

Este video te puede gustar