Aprende a hacer tu propio shampoo para que crezca tu cabello

¿Quién no quiere que su cabello crezca más rápido? La solución puede ser esta increíble receta para elaborar tu propio shampoo.

A pesar de que muchos productos industriales indican en sus etiquetas que incluyen extractos de productos naturales para el cuidado de tu cabello, la realidad es que no los tienen en grandes cantidades. El aloe vera es uno de los mejores ingredientes naturales para evitar la pérdida de cabello y estimular su crecimiento. Este será el principal ingrediente del siguiente shampoo.

El shampoo industrial vs shampoo natural

Stack of soap bars with sponge and bottles on light background

Stack of soap bars with sponge and bottles on light background

Antes de comenzar con la receta, debes saber que el shampoo casero suele generar menos espuma que el industrial. Es normal, pues en la industria utilizan una sustancia química llamado lauril sulfato de trietanolamina que no es recomendable, pues este y otros más que añaden a los productos de belleza son tóxicos. Realmente no importa que produzca o no espuma, lo importante es que limpie sin dañar. El gran beneficio de este shampoo natural es que tiene menos químicos que uno industrial, cuida y protege nuestro cabello. Solo hará falta acostumbrarnos a otra textura.

Ahora sí, aquí viene la receta para hacer tu propio shampoo de aloe vera. Si te gusta, coméntanos para ofrecerte más recetas. Debes saber que este requiere refrigeración, pues como carece de conservadores (químicos) los productos naturales que incluye pueden echarse a perder. Por tal razón no conviene prepararlo en grandes cantidades.

Ingredientes:

diy-tu-propio-shampoo

  • 70 g de jabón neutro rallado (o shampoo para bebé)
  • 2 tazas de agua limpia
  • 2 cucharadas soperas de glicerina (opcional)
  • 1 limón (el jugo)
  • 2 pencas de sábila de 20 cm c/u aproximadamente (el gel)
  • Aceite esencial (del aroma que más te guste)

Utensilios: 

  • Cacerola de acero inoxidable con capacidad de un litro
  • Licuadora
  • Taza (de preferencia medidora)
  • Cuchara sopera de acero inoxidable
  • Envase de plástico con tapa, con capacidad de 1/2 litro (puedes reutilizar tus envases anteriores de champú)
  • Recipiente de plástico o de vidrio con capacidad de 500 ml
  • Etiqueta adhesiva
  • Rallador

Pasos para hacerlo:

Glass of aloe vera juice on a wooden table

  • Para empezar, calienta en la cacerola una y media tazas de agua.
  • Enseguida, añade el jabón rallado, moviendo hasta que se disuelva (diez minutos aproximadamente).
  • Luego, apaga el fuego.
  • Para el gel: corta la penca a lo largo para abrirla y raspa con la cuchara la sustancia gelatinosa y transparente que tiene.
  • Licua el gel con un poco de jugo de limón.
  • Revuelve la mezcla anterior con el jabón.
  • Finalmente, agrega el aceite esencial y sigue incorporando los ingredientes por unos 5 minutos.
  • De hecho, puedes agregar un poco de colorante para hacerlo más verde si no te gusta el color natural.

Tu propio shampoo de aloe vera está listo. Refrigéralo y te durará aproximadamente un mes. 

Este video te puede gustar