8 cuidados que debes tener en tu piel a los 30

El cuidado de tu piel va cambiando conforme a los años. Cuando tenías 15 y solo debías aplicarte un poco de BB cream antes de salir a la calle. El día de hoy hay algunas cosas que puedes hacer para mantener la juventud de tu piel. El mejor cuidado que puedes darle a tu piel a los 30, implica observar los siguientes pasos.

Nunca te duermas maquillada

Si antes estaba prohibido, hoy es un lujo que de verdad no te puedes dar. Evita a toda costa acostarte con toda la suciedad del día en tu rostro. Puede tapar tus poros e inducir a un envejecimiento prematuro, además de arrugas donde no deberías tenerlas. Te recomiendo limpiar tu rostro con agua micelar, es mucho más sencillo. Además es un producto que evita que tus poros se tapen.

 Despeja tu rostro cada dos semanas

La exfoliación para tu piel en este punto es muy importante. Utiliza productos especializados, una exfoliación química puede ayudarte más que una natural. Existen productos especializados que incluyen hidroxiácidos en su fórmula. Estos quitan capas de células muertas piel al mismo tiempo que devuelven el tono natural a tu piel.

Usa la crema adecuada

A partir de los 25 es necesario empezar a utilizar cremas para el contorno de los ojos y, por supuesto, las antiarrugas. En este punto puedes contar con un limpiador, hidratante de noche, de día, crema contorno de ojos y un suero preferentemente de ácido hialurónico. Busca el producto que más se adapte a tu tipo de piel y cambia de marca cada dos meses. Tu piel se acostumbra a los químicos después de un tiempo, así que variar un poco puede ayudar a tener una mejor hidratación. Finalmente no olvides que el nivel de absorción lo determina tu nutrición.

La piel de todo tu cuerpo es importante

Así como cuidas de la piel de tu rostro, es necesario que cuides de la del resto de tu cuerpo. Exfolia tu epidermis por lo menos una vez a la semana, depílate con cuidado y bríndale la humectación necesaria. Puedes utilizar una crema humectante o bien aceite corporal. No olvides utilizar un buen producto en tus manos y cuello. Estas son las zonas más sensibles además de tu rostro.

Mascarillas de vez en cuando no vienen nada mal

Cada 15 días aplica una buena mascarilla en tu rostro. Varíalas dependiendo del problema que presente tu piel. Existen miles de mascarillas que puedes hacer en casa, no te tomarán más de 15 minutos. No dejes de velar por la salud de tu piel.

El último consejo para mantener tu piel, tersa y suave: sé muy feliz. Las personas felices envejecen lentamente.

Este video te puede gustar