Cómo evitar sabotearse en una cita.

Has salido en tantas citas que prefieres ya no llevar la cuenta, ya llegaste al punto de preguntarte si eres tú la que hace algo mal. Pero todo ha cambiado, acabas de conocer a alguien especial y te invitó a salir,
¡YA BASTA DE QUE SE REPITA LA HISTORIA!
Estás nerviosa y no sabes como hacerle para no perder la cordura y espantarlo.
Aquí te doy algunos tips para que sobrevivas y te llame de nuevo.shutterstock_367518005

  • Arréglate sin parecer árbol de navidad.
    Está bien que te pongas guapa para el chico que te encanta pero no intentes parecer actriz de teatro dramático. Deja la experimentación de nuevos tipos de maquillaje de lado, opta por algo muy natural. No hay nada más atractivo para un hombre que la belleza natural y la sonrisa de una mujer.
  • No hables de tus exes.
    Es algo súper incómodo para la persona que decidió invitarte a salir. Eso sólo deja ver que aún no superas tu relación anterior. La frase “Un clavo no saca a otro clavo es cierta”. ¡No lo intentes! Es muy feo para la otra persona, que también viene nerviosa, encontrarse con una mujer controladora que quiere sacar los traumas de su relación pasada. Si lo haces, esa cita está condenada al fracaso.shutterstock_217147765
  • Ten cuidado con la comida.
    A nadie le gusta ver cómo luchas contra tu plato. Evita pedir spaghetti es de esas comidas que no son nada fáciles de ingerir sin quedar completamente llena de salsa. Ten cuidado con los bocados enormes, a algunos hombres nos les gustan las mujeres que comen como ellos… a unos cuantos sí.
  • No te emborraches.
    Sé alegre, elocuente, simpática. Si estás muy nerviosa, pide un trago pero evita el exceso. A nadie le gusta ver cómo una mujer pierde el control. ¡Te pueden pasar tantas cosas! Hablar sin sentido, puedes hasta empezar a sentir somnolencia, llorar, olvidar todo, reír sin parar, caerte, vomitar, la lista sigue creciendo… A nadie le gusta estar con una persona extraña y ebria. Aún no te conoce bien, sería muy extraño para los dos y hasta tedioso tener que cuidarte.shutterstock_208260673
  • Evita quejarte.
    ¡A nadie, ni a nosotras nos gustan las mujeres quejumbrosas! Evita hacer malos comentarios de terceros, la única que queda mal eres tú, deja que la conversación fluya sin descargar tu odio hacia terceros. Así nadie saldrá herido.
  • Escúchalo y sonríe.
    Evita ser la única que se la vive hablando, permítete conocerlo un poco, escucha lo que te dice y evita criticarlo, sonríe, que se vea tu interés, evita invitar a tu teléfono a ser parte de la cita. A nadie le gusta sentirse ignorado, ni siquiera para ver la hora. Sé super discreta si quieres verla, espera a que vaya al baño o se pare por alguna cosa.shutterstock_226567399
  • ¡Finanzas fuera de la mesa!
    Al igual que los problemas o pendientes de tu trabajo. Es super importante que dejes este tema de lado, no es la mejor conversación para abordar en tu primera cita, a él no le interesa por el momento tu estado financiero (o no debería). Conócelo, sonríe y platica de cosas menos serias, es sólo la primera de muchas.
  • No, ¡no eres Sherlock Holmes!
    Evita interrogarlo o ponerlo a prueba. Es importante que evites presionar para llevar la conversación a lo que te interesa oír de él, deja que la conversación fluya. Si se dan las cosas, en la próxima cita sabrás mucho más de él; a nadie le gusta estar en un interrogatorio.shutterstock_217147789
  • Sé super natural.
    Sé tu misma no trates de aparentar algo que no eres lo auténtico es mas sexy, no mientas ni exageres en tus aptitudes la verdad siempre sale a la luz y a nadie le gusta ser engañado.
  • Sobre todo, disfruta de tu cita.
    Considera si es realmente alguien viable para tener una relación, escucha sobre sus intereses y deja que todo fluya con naturalidad. Ten cuidado con tu conversación, intenta no hablar demasiado para que él te pueda hablar también. Sonríe, seguramente tendrás la mejor cita de todas.shutterstock_306249530



Este video te puede gustar