Quantcast

Sexo para aliviar la depresión en pareja

Por  |  0 Comments

Se dice que el sexo es capaz de curar muchas enfermedades y una de ellas es la depresión en pareja. Cuando ambos están deprimidos, sin importar las razones, el sexo puede ser su mejor medicina. Además el sexo disminuye los niveles ansiedad y estrés haciéndote sentir mejor.

Tener una relación no significa que ambos estén alejados de los problemas. Al contrario, los problemas de tu pareja o incluso los tuyos son una gran fuente para la depresión. Tal vez tu pareja te ha engañado, mentido o te diste cuenta de que no es lo que esperabas.

Sin embargo, existen otros motivos para la depresión de pareja, como problemas financieros, laborales o familiares. Sin importar cuál sea la causa, tu pareja y tú deben estar dispuestos tocar el tema y el sexo puede ayudarlos a recuperar la confianza entre ambos. Aprende cómo el sexo puede aliviar la depresión en pareja.

Estudios

Un estudio realizado por el Departamento de Psicología y el Instituto de Neurociencia de la Universidad de Princeton reveló que la actividad sexual reduce los niveles de estrés. Y aunque el estrés y la depresión no es lo mismo ambos van de la mano. Durante el estudio, se les pidió a 24 hombres y a 22 mujeres escribir un diario acerca de su actividad sexual. Las personas con mayor actividad sexual generaron un bajo flujo sanguíneo mientras realizaban tareas estresantes.

Mejora la relación

El sexo puede mejorar la relación de pareja. Las parejas que practican el sexo con más frecuencia suelen ser más felices y positivas, en comparación con otras parejas con pocos encuentros sexuales.

Levanta el estado de ánimo

Al llegar al clímax se liberan endorfinas. Las endorfinas son las hormonas encargadas del buen humor, además de ser un tranquilizante natural para dormir mejor. Un buen estado de ánimo es lo mejor para atacar esa depresión.

Mejora el sueño

El sexo es bueno para la producción de oxitocina. La oxitocina es la hormona que se libera frente a estímulos sexuales y da una increíble sensación de bienestar. Propicia un sueño de mejor calidad. Al tener una buena calidad de sueño fortaleces el sistema inmune y los niveles de depresión tienden a reducirse.