Quantcast

6 posiciones que puedes hacer si te sientes segura con tu figura

Por  |  0 Comments

El sexo es maravilloso y es importante que cuando lo hagas disfrutes de él. Si te sientes segura con tu figura, puedes probar las siguientes posiciones. Además de gozar, lucirás increíble con tu chico en ese momento tan íntimo.

Experimenta esto si te sientes segura con tu figura

sex

Así como existen posiciones con las que puedes intentar quedar embarazada, también las hay para las parejas que sufren algún problema referente al tamaño del miembro. Sin embargo, también existen posiciones que solamente se atreven a hacer las chicas que no tienen problemas con su aspecto físico. ¿Tú las has hecho?

Yunke

Es una variante del misionero en la que permanecerás colocada boca arriba y tu pareja encima de ti. Lo que cambia es que subirás tus piernas de tal manera que queden sobre tu cabeza. Con esta postura el esperma también tiene un buen acceso al cuello uterino.

Vaquera

Probablemente es la postura en la cual la mujer se siente más cómoda, porque su vientre no se aplasta y ella tiene el control. Domina los ritmos y profundidad de la penetración. Así que sabrá cuándo quiera ir lento o un poco más a prisa. La vista que tiene desde aquí es magnífica para saber qué tanto está disfrutando su pareja.

Perrito

Además de ayudar a concebir, esta postura es de las preferidas en cuanto a placer. La profundidad de la penetración es mayor, pues se abre en gran proporción el cuello del útero. Si quieres disfrutar al mismo tiempo que intentas quedar embarazada, ésta es la posición ideal.

Sexo oral

Deja que él te dé sexo oral mientras tú te subes a la altura de su rostro. O si así lo deseas, pueden masturbarse mutuamente y enfocarse en el placer cada quien desde su lado. Te aseguro que no estará pensando en tus imperfecciones.

Barco de vela

Debes acostarte boca arriba con las piernas estiradas y tu pareja se colocará frente a ti hincado. Te tomará por la cintura y elevarás las piernas. Tu pareja sujetará tus tobillos mientras realiza la penetración. El vaivén que implica esta postura elevada ayuda a alcanzar  el punto G y facilita su estimulación.

Tumbona

Tú viendo hacia arriba con un cojín a la altura de la cadera eleva tu pelvis mientras que tu pareja se coloca de rodillas frente a ti. Sube tus piernas en sus hombros. Durante esta postura el pene estimula de manera directa la pared vaginal, por lo que es muy placentera.

¿Tienes problemas con tu figura a la hora del sexo?