Quantcast

Rutinas fáciles para marcar tu abdomen, ¿lista?

Por  |  0 Comments

Marcar tu abdomen puede suponer una travesía interminable. Las dietas y demás remedios suelen tomar demasiado tiempo, lo peor del caso es que mientras más te esfuerzas, tu vientre parece no cooperar. ¿El secreto para marcar tu abdomen en menos tiempo? Solo es uno y se llama dieta. Y si la complementas con estas rutinas fáciles, seguro alcanzas tu meta.

La dieta para marcar tu abdomen

Para empezar, todas queremos pasar cuatro horas en el gimnasio haciendo cardio mientras podamos; sin embargo, temo decirte que la parte fundamental de esta ecuación es la dieta. Mientras no te mantengas lejos de los antojitos, el alcohol y los dulces, marcar tu abdomen va a ser prácticamente imposible. Esto te lo cuento antes de embarcarte en estas sencillas rutinas que puedes hacer de día y de noche pero sin resultados. Bajo advertencia no hay engaño. Entonces, ahora que sabes la realidad es tiempo de empezar a hacer tus rutinas con plena conciencia de que hay algo más que solo hacer ejercicio. Este es un entrenamiento HITT.

Bicicleta 30 segundos

Es mejor que hagas este ejercicio sobre un tapete de yoga. Colócate boca arriba elevando la rodilla a la altura de tu pecho manteniendo la flexión. Ahora con ambas manos en la nuca, tienes que hacer una abdominal para que tu codo derecho toque tu rodilla izquierda. Repite el movimiento con el otro lado de tu cuerpo.

Plank: 40 segundos

También la plancha es un ejercicio es buenísimo para tonificar todo tu core. Con los antebrazos apoyados sobre el piso manteniéndolos a la altura de tus hombros, eleva la cadera para formar una línea recta. Mantén la posición sin encorvarte, siempre con el abdomen contraído y la espalda bien recta.

Straight leg kicks: 20 repeticiones

Sobre tu tapete de yoga, colócate a gastas apoyada en manos y rodillas, siempre con la mirada al frente. Cuida que tus rodillas estén derechas y a la altura de tu cadera. Manteniendo el equilibrio, sube una sola pierna estirándola hacia arriba y hacia atrás. Ahora, regresa suavemente a la posición inicial. Finalmente no dobles los codos, debes permanecer en una posición super estable para que este ejercicio rinda frutos.

Russian kicks: 16 repeticiones

Ahora, colócate boca arriba sosteniéndote con las plantas de tus manos y plantas de tus pies. Ahora sube una a una tus piernas como si dieras una patada hacia arriba. Alterna las piernas lo más rápido que puedas. De hecho, recuerda mantener tu abdomen contraído y bajar con mucha suavidad.

Mountain climbers: 30 segundos

Apoya las palmas de tus manos sobre el piso. Ahora, guía tus rodillas hacia el pecho una a una, repitiendo el movimiento lo más rápido que puedas. Finalmente, no tiene que moverte de tu lugar, solo debes mover tus piernas lo más rápido que puedas.

Repite todo 3 veces.